fotografia

Parece un tratamiento nuevo pero ya hace siglos que se introdujeron algunos perros en centros de salud mental para mejorar la capacidad emocional de algunos enfermos. En los últimos años se ha extendido mucho más esta práctica pues se utilizan caballos, perros, gatos, y hasta delfines para motivar a personas con alguna discapacidad (especialmente autistas) con unos resultados excelentes.

fotografia

Los animales que algunos centros utilizan, no son animales cualquiera ya que desde 1990 tienen que tener un certificado que los avala como dóciles, pacientes y nada agresivos. La Zooterapia o terapia asistida por animales hace que se produzca un estímulo mental y hace que muchos enfermos o discapacitados salgan de un estado de aislamiento mental por la monotonía repetitiva que suele ser frecuente en los centros y la presencia de un animal hace despertar ideas y se  muestran mucho más alegres.

fotografia

También en los geriátricos la visita con frecuencia de animales hacen que los ancianos que reciben pocas visitas y se pasan los días sumidos en el silencio y la tristeza se sientan confortados con el cariño que los animales les muestran pues sobre todo los perros devuelven el cien por cien  de las caricias que reciben. 

fotografia

En un libro que escribió el Doctor Livinson en 1960, cuenta las experiencias en su consulta con enfermos y como hacía que los pacientes se abrieran más con el psiquiatra ante la presencia de un perro. También se ha comprobado en algunas cárceles que la presencia de animales hacen que algunos presos peligrosos y con frecuencia agresivos se sientan mas calmados y receptivos. Las terapias asistidas con animales están cada vez más solicitadas, sobre todo en clínicas o instituciones mentales donde los animales prestan una gran ayuda, en ocasiones con mejores resultados que otras terapias o medicinas.

Fuente: www.zooterapia.org/

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: