La ciudad de Xàbia (nombre oficial en valenciano) – Jávea (nombre en castellano), se encuentra al norte de la costa Blanca, en la provincia de Alicante.

Tiene un centro histórico, que en época medieval estaba amurallado, y aún hoy conserva su peculiar entramado de calles, salpicadas de fachadas blancas, portales arqueados, ventanales góticos y forjados, todo ello rematado por la característica piedra tosca de la zona. Los principales edificios históricos son la Iglesia de Sant Bartomeu (San Bartolomé), el Mercado de Abastos, que se encuentra al lado, y el Museo Arqueológico.

El barrio del puerto (Duanes de la Mar) es el antiguo barrio de pescadores con estrechas calles con casitas encaladas. En este barrio destaca la Iglesia de la Virgen de Loreto, una iglesia de vanguardia, cuyo aspecto exterior parece más el de un campo de fútbol (en pequeñito) que el de una iglesia.

Xàbia dispone de un rico patrimonio natural con gran valor ecológico y que le confiere una gran variedad de paisajes. El municipio está enmarcado entre los Cabos de San Antonio y el de la Nao, y ofrece a lo largo de su extenso litoral, una sucesión de 15 miradores, así como una gran variedad de calas y playas. También tiene una amplia red de senderos que recorren los diferentes espacios naturales protegidos del municipio, entre los que destacan el Parque Natural del Montgó, donde se levantan once molinos de viento.

Xàbia tiene una amplia oferta cultural durante todo el año, ya que se celebran numerosos eventos culturales y deportivos, así como un amplio abanico de fiestas populares. Entre estos actos destaca el Festival Internacional de Jazz, que ha celebrado su octava edición durante las primeras semanas de agosto.

La playa más concurrida es la del Arenal, situada en el centro de la Bahía, donde se encuentran gran número de restaurantes, chiringuitos y tiendas. Esta es la única playa de arena, ya que todas las demás son de grava o rocas.

También en la zona del puerto hay un gran número de bares y restaurantes con sus terrazas en el paseo de cara al mar.

El municipio de Xàbia cuenta con 10 playas o calas, cuatro de ellas urbanas y las otras rústicas. Cuenta con una playa nudista, la cala Ambolo, muy cerca del Cabo de la Nao.

La cala Barraca o playa del Portitxol, es de grava y rocas, por lo que es conveniente ir con sandalias adecuadas o botas de buceo. Vale la pena también llevar gafas de buceo ya que el agua es totalmente cristalina y entrando un poco hacia adentro ya se pueden ver gran cantidad de peces. Es una cala estrecha y a pocos metros de la orilla se levanta un islote llamado del Portitxol. Esta playa me gusta especialmente porque, aparte de disponer de WCs, puesto sanitario y vigilancia, tiene un bar que se levanta sobre la playa y desde cuya terraza se puede ver toda la cala completa y disfrutar del paisaje de playa y montaña con una cervecita en la mano, o también comiendo, ya que en la carta ofrecen pescado fresco, arroces, etc.

Tanto las playas como los miradores están muy bien señalizados, por lo que es bastante fácil llegar a cualquiera de ellos.

 

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: