¿Quién no hubierá querido dar esta vuelta al mundo en 80 días, junto a PHILEAS FOGG Y PICAPORTE ?

En el Londres victoriano Phileas Fogg, un caballero ingles, del que no se conoce ni ocupación ni fortuna, pero al ser un hombre metódico si se sabe donde encontrarlo, en el Reform Club, donde pasa el día.

El dos de octubre de 1872, entrevista a un nuevo criado, ya que al anterior lo despidió por equivocarse en la temperatura de su baño. Este nuevo criado Juan Picaporte va buscando la tranquilidad después de una vida muy agitada.

Esa misma tarde en el Reform Club discutiendo sobre le robo sufrido el banco de Inglaterra, en donde aparecen dos posturas distintas, una que defiende Phileas Fogg, en el que mundo ha empequeñecido tanto que al criminal le será difícil esconderse, mientras otros miembros sostienen que no.

De esta discusión aparece una apuesta, por un lado Phileas Fogg sostiene que puede dar la vuelta al mundo en 80 días, mientras que otros dicen que es imposible.  Phileas Fogg se juega la mitad de su fortuna y vuelve a su casa a preparar el viaje que comenzara de inmediato, secundado por su nuevo criado Picaporte. Por otro lado el inspector Fix, a quien le parece sospechosa la apuesta, ya que la descripción del ladrón tiene un parecido con Phileas Fogg pretende seguirle para confirmar lo que él cree su culpabilidad.

Phileas Fogg traza un plan de viaje y horario meticuloso, tanto como el mismo, e incluso deja tiempo para los imprevistos que puedan surgir en el camino. La prensa también se hace eco de la hazaña que emprende aquella misma noche. Picaporte estupefacto sigue a su señor, diciendo adiós a su sueño de una vida tranquila.

Con la mitad de su fortuna 20.000 libras para realizar el viaje en una bolsa y un pequeño equipaje parten del la estación Victoria, y son despedidos por los compañeros de club de Phileas Fogg y la curiosidad de la prensa.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: