La violencia verbal

Muy pocas personas se paran a escuchar lo que está diciendo otro. La mejor prueba está en los debates de televisión, en los que es imposible escuchar un mensaje de forma pausada y tranquila

Algunos de los que acuden a los debates son incapaces de dar su opinión de manera racional y, convierten el debate en un agrío combate, en lugar de intentar hacer valer su opinión desde el entendimiento. 

Sin embargo, el público en general que ve los debates parece estar encantado con que esto sea así y disfruta con todos los altercados que en ellos se producen. Entran a formar parte del juego de la sinrazón. 

No se sabe debatir

Da la impresión, de que algunos han pensado que debatir es imponer su opinión por encima de los demás, llegando incluso la palabra el uno al otro haciendo incomprensible lo que se está diciendo. Evidentemente, de esta manera se está siguiendo el camino confundido, ya que nadie es capaz de escuchar a nadie y los atajos que se toman no son los adecuados. 

Gran parte de culpa de esto, la tienen las batallas por conseguir mayor audiencia, ya que se ha impuesto que todos hablen al mismo tiempo sin aportar ningún argumento sólido. Más bien al contrario, se suele discutir de forma brusca, insultante y faltando el respeto al otro. Evidentemente es todo un ataque a la inteligencia del espectador. 

El moderador tampoco sabe como frenar los contínuos ataques

El moderador es un espectador más, no demuestra la autoridad que se supone que debería de tener. Su papel principal debería de ser impedir que alguien con sus malos modos y genio impida hablar al otro, lo que le impide también realizar su labor que es la de apoyar la libertad de expresión. Además de evitar que se ataque a la dignidad de quien habla, cosa que en la actualidad no sucede así. 

Conclusión

En algún debate de televisión, se ha llegado a producir incluso violencia física dejando de lado la palabra y pasando a producirse hechos que están fuera de lugar. Es fruto de la mala educación que han recibido algunos personajes que acuden a los debates. 


 

 

 

La violencia verbal

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: