Pablo Iglesias es el único hombre dispuesto a gobernar España. Se lo dijo al Rey Felipe VI. Quiere ser vicepresidente con un Presidente del PSOE que mandaría poco u lado.

No será fácil gobernar un país dividido en un multipartidismo desconocido en estas tierras. Por un lado están un PP sin mayoría absoluta y un PSOE en descenso de votos y de escaños. Por otro lado están los nuevos partidos políticos, Podemos y Ciudadanos. España es un caos y en este caos da un paso al frente el único hombre dispuesto a gobernar un país ingobernable. Podríamos decir que don Pablo es un valiente, pero no, lo suyo no es valentía sino ganas de poltrona, igual que todos los políticos.

Nadie puede predecir que pasará los próximos meses en esta España nuestra. A mí no me huele este país a nuevas elecciones. Estoy empezando a imaginar a Pablo Iglesias como vicepresidente de un gobierno socialista presidido por Pedro Sánchez. Los dos ansían el poder a cualquier precio y los dos se oponen a que Mariano Rajoy siga al frente del Gobierno. Saben que por eso los han votado sus votantes.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: