Imágen de árboles de la timidez de la corona

La timidez de la corona es un impresionante fenómeno natural que se produce en las copas de los árboles para evitar el contacto con otros árboles cercanos. Una especie de independencia para protegerse, según los científicos que han investigado este fenómeno aunque quedan muchas lagunas en sus estudios.

La timidez de la corona se detectó por primera vez en 1920 y en 1950 el biólogo australiano Maxwell Ralph Jacobs le dio el nombre de «Crown Shyness» (Timidez de la corona) cuando observó que los brotes de los eucaliptos al rozarse con las ramas movidas por el viento, dejaban claros en la copa. Años después, otras investigaciones dedujeron que a los brotes del árbol de alcanfor les afectaba la luz y detenían su crecimiento cuando se acercaban a ramas próximas de otros árboles.

La timidez de la corona muestra como conclusión que estos árboles se separan para permitir la mejor y mayor luminosidad del bosque y para defenderse de los insectos provenientes de otros árboles que les perjudican y les pueden contagiar.

La timidez de la corona se manifiesta en varias especies de árboles como el eucalipto, el alcanfor, el alerce japonés, el roble y el pino. Las investigaciones continúan y, sean cuales sean las conclusiones, este curioso fenómeno ofrece un precioso efecto visual que ratifica los increíbles secretos de la madre naturaleza.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: