Hoy se te  ha encomendado una misión.

            Se te ha regalado una vida con la única instrucción de que tienes que vivirla.

            Hoy empieza tu misión.

            Hoy tu vida esta en tus manos.

            Pero tú... tú te sienes confundido y a oscuras.

            No sabes por donde empezar.

            No sabes hacia donde orientar tus pasos.

            Estas perdido en el corazón de un inmenso bosque, de una selva impenetrable.

            No sabes hacia donde dirigir tu energía.

            No sabes que hacer con tu vida.

            Estas completamente a obscuras.

            Cierra tus ojos.

            Imagínate que estas en una cueva completamente obscura en donde hay un tesoro ¿qué harías? ¿cómo lo encontrarías? Quizás recorrerías a gatas la cueva, tanteando en todos los rincones.

            Y así a lo mejor lo encuentras, pero... a lo mejor no... Y si además yo te diera un tiempo limitado para encontrarlo...

            Y si además en la cueva hubiera el peligro de caer en un barranco o el peligro de que te picara una víbora de cascabel o un alacrán de los güeritos ¿Qué harías? Quizás te diera miedo moverte y preferirías quedarte en un lugar seguro...

            Pero ¿qué pasa si llevas contigo una vela o una linterna...? así todo cambia ¿verdad?

            Los seres humanos necesitamos una luz que guíe nuestros pasos en la vida, si no queremos hacer el ridículo y tropezar con todo lo que se nos ponga en el camino, o peor aún, si no queremos caer en un barranco profundo, o quedarnos sin movernos en el mismo lugar o dar vueltas y vueltas en redondo.

Esa luz que guía nuestros pasos le llamamos “IDEAL”

 

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: