personalidad

No soy diferente, solo auténtico

Cultivamos esos temores condicionantes que nos impiden expresarnos tal como somos, por miedo a sentirnos rechazados, criticados, orillados por las demás personas, inclusive de aquellos de nuestro afecto, lo que nos empuja a sufrir una gran frustración que con el tiempo se pudiera convertir en agresividad o depresión.

Sentirnos tentados o habituarnos a demostrar delante de los demás que somos diferentes para, de alguna manera ganarnos la aceptación de la “multitud”, es una demostración tácita de que guardamos conflictos pendientes para resolver del pasado. Existe la posibilidad casi cierta que estos conflictos se generaron en la niñez, cuando aprendimos a amoldarnos y a responder de la forma que nos enseñaron los demás (familiares, maestros, etc.,), para ganarnos su aprobación y simpatía.

Pero, luego de haber transcurrido bastante tiempo y ya en la edad de la adultez, hay la posibilidad de romper ese círculo nocivo que, solo es causante de insatisfacciones, estrés y ansiedad.

Existe la premisa de comenzar a ser tu mismo y darte la oportunidad de expresarte tal cual eres, pensamientos, sentimientos e inquietudes, de manera especial con las personas de tu afecto. En el entendido de que tienes que aprender a elegir las palabras apropiadas y la mejor ocasión para hacerlo, teniendo en cuenta que antes habías escondido esa parte tan tuya. ¡Mostrarte como eres, te libera!

auténtica

Situaciones extremas

Tal vez, una de las circunstancias más extremas en esta situación, la enfrentan las personas con doble vida, cuándo, se sienten atraídas por otra persona especialmente, caen; en la tentación de construir una personalidad diametralmente opuesta a la propia, queriendo transmitir una apariencia de ser la persona ideal que se piensa que la otra parte está buscando y, por ende perdiendo la oportunidad de ser ellos mismos, de presentarse tal cual son, y así descubrir si existe una afinidad verdadera entre los dos. Echando por la borda en el discurrir del tiempo, una ocasión clara de conformar una relación estable, duradera y honesta con base en lo auténtico del comportamiento, sentimientos y expectativas.

Imposible que nos engañemos nosotros mismos y al otro individuo para obtener un espejismo de bienestar por su presencia en nuestras vidas. Desafortunadamente seguimos encarcelados por nocivas creencias equivocadas que hemos capturado en algunos pasajes de la vida. Debemos tener la capacidad de liberarnos de algunas de ellas, es preciso tener la voluntad, determinación y persistir en que necesitemos, para saber cuáles son y, hacer lo absolutamente necesario para superarlas y sustituirlas por otras que; nos inspiren, impulsen y nos empujen a vivir con honestidad, satisfacción, conciencia y bienestar.

Finalmente: Expresa libremente lo que quieres y sientes, Desecha ese automatismo que te impele a pensar y, tener en cuenta lo que piensan los demás de tus cosas, No sientas miedo de ser rechazado, recuerda; que siempre encontrarás persona que estén en sintonía contigo. No seas duro en la autocrítica (contigo mismo). Y… por ¡Dios! se tu mismo, no te compares con los demás, no pierdas tu esencia y acéptate.

mancha1

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: