fotografia

Situado en Jaca (Huesca), durante la Edad Media fue el monasterio más importante de Aragón. Se encuentra en el camino aragonés del Camino de Santiago y en su Panteón Real se enterraron varios reyes de Aragón. Situado en un lugar espectacular y construído en la misma roca de la boca de una cueva, su auténtico origen se pierde en la noche de los tiempos conservando historias y leyendas de eremitas que se cuenta vivieron en la cueva. No obstante, existen datos del siglo X donde consta que se construyó un centro monástico dedicado a San Juan Bautista.

fotografia

Mas tarde y ya en el siglo XI fue reformado por Sancho el Mayor ampliando la construcción al convertirlo en panteón para la monarquía aragonesa y poniendo el nombre de San Juan de la Peña. Considerado como la cuna del Reino de Aragón ha sido parada obligada del Camino de Santiago y ha conservado leyendas que lo relacionan con el Santo Grial. Tras la entrada de los musulmanes en la península, la proliferación de eremitas fue muy frecuente en Aragón y el norte de España por lo que se relacionó esta cueva y monasterio con el Santo Grial que San Lorenzo hizo llegar a la ciudad de Huesca.

fotografia

fotografia

Una de las leyendas que más se cuenta es la de un joven de Zaragoza que persiguiendo un ciervo se cayó con su caballo por un acantilado de la Sierra de la Peña. En su caída se encomendó a San Juan y el caballo se posó suavemente sobre una roca donde quedaron marcados los cascos del caballo y desde allí descubrió la cueva que desde entonces llamó de San Juan. El joven regresó a Zaragoza y convenció a su hermano del milagro proponiendo vender sus bienes y darlos como limosnas para comenzar los dos una vida de eremitas en la cueva de San Juan hasta su muerte.

fotografia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: