fotografia

Según los científicos, el sol se formó hace 4.650 millones de años y tiene reservas de combustible para 5.500 millones de años más. Su formación fue debida a las nubes de gas y polvo que contenían residuos de diversas generaciones de estrellas. En su interior se producen reacciones de fusión en los que los átomos de hidrógeno se transforman en helio produciendo irradiaciones de energía. Parece ser que aún se encuentra en una fase inicial y que seguirá unos 5.000 millones de años quemando hidrógeno de forma constante y estable.

fotografia

El sol es una gran estrella que se encuentra en el centro del Sistema Solar donde orbita la tierra y otros planetas, asteroides, meteoritos, etc. La distancia que nos separa es de aproximadamente 149.600.000 kilómetros  y su luz tarda en llegar a nosotros 8 minutos  y 19 segundos. Su energía sustenta casi todas las formas de vida de nuestro planeta a través de la fotosíntesis y además produce los diversos climas de la tierra.

fotografia

Su presencia allá en lo alto, es clave fundamental para la existencia de la vida aquí en la tierra y la naturaleza, siempre admirable y sabia ha puesto una barrera (la muy nombrada capa de ozono) para frenar los efectos dañinos de esta esfera incandescente sobre nosotros. La mayoría de culturas precolombinas como la Inca, Maya, etc, adoraban al sol como un dios. Antes lo hicieron los egipcios, griegos y romanos que ofrecían sacrificios algunas veces humanos para aplacar las supuestas iras del dios que protegía sus cosechas.

fotografia

fotografia

Una de las culturas que con más ímpetu y duración suguió adorando el sol hasta más allá de la entrada de los españoles fue la de los Incas que era la civilización más avanzada de América. Su capital, Cuzco, en quechua quiere decir "ombligo del mundo" y estaban perfectamente organizados con una población que tenía 100.000 habitante dominando 4.800 kilómetos de terreno. Tenían templos donde se adoraba al sol como principal dios llamado Inti. El rey Inca procedía del sol y solo su descendencia podía reinar siendo sus ordenes acatadas y respetadas. Cuando un príncipe se debía casar lo hacía con una hermana para conservar limpia la sangre del sol

fotografia

Tradiciones estas que pueden parecer extrañas pero que son el reflejo de la influencia y atracción que el hombre ha sentido por el sol, intuyendo en el, la verdadera y única razón de la existencia de la vida y del ser humano.

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: