Sendero hacia Pedro Álvarez: descubriendo Tenerife.

SENDERO HACIA PEDRO ÁLVAREZ, CAMINO DE TEGUESTE: DESCUBRIENDO TENERIFE.

En otra ocasión terminamos en esta misma dirección Pedro Álvarez, pero esta vez haremos el recorrido por otra ruta diferente y finalizaremos el sendero en Tegueste. Así vamos conociendo un poco más de nuestra isla y sus bellos rincones.

Partimos desde el Intercambiador de Transportes de La Laguna de Titsa, allí podemos coger cualquier guagua que cubra las líneas 076 - 077 - 273 y 275 ya que todas pasan por la Cruz del Carmen.

El sendero comienza en la Cruz del Carmen al igual que muchos otros senderos que hemos realizado. Ya he nombrado en varias ocasiones que este punto es cruce de caminos, por consiguiente lugar de comienzo de muchas rutas.

Al igual que muchos de esos otros senderos el recorrido de hoy empieza a la izquierda del bar restaurante que está junto a la parada de guaguas. El paisaje ya nos es muy conocido aunque en esta ocasión se encontraba rociado por la suave lluvia que nos acompañó durante gran parte del recorrido.

Sendero hacia Pedro Álvarez: descubriendo Tenerife.

Esta vez decidimos bajar por el Sendero de La Hija Cambada, bien señalizado, a nuestra izquierda nada más pasar la barrera. Proseguimos todo el sendero hasta pasar un tronco hueco y enseguida volvemos a encontrarnos con la carretera. Aquí finaliza el recorrido del Sendero de Hija Cambada. Cruzamos la carretera y subimos por una pista ancha que desciende tras una barrera, nos lleva hasta un cruce de señales de diferentes senderos. Proseguimos de frente por la misma pista por la que vamos, cruzando un pequeño cortafuego desde donde vemos los escalones que conducen a la antigua Casa Forestal de Zapata.

Sendero hacia Pedro Álvarez: descubriendo Tenerife.

Proseguimos por la pista, por el camino ancho de la derecha de los escalones que llevan a la edificación, hasta alcanzar una barrera que marca el final de este tramo del sendero al llegar a la carretera que baja hacia Los Batanes.

Debemos continuar por nuestra derecha por el margen de la calzada, con precaución por el tráfico, sirviéndonos en ocasiones de estrechos senderos perpendiculares a la orilla de la vía.

Proseguimos hasta hallar un cartel que nos muestra la dirección hacia Los Batanes, la cual tomamos. Por aquí aunque la carretera es serpenteante, tenemos pequeños tramos de sendero que nos permiten ir atajando. Después de tomar varios de estos atajos veremos a nuestra izquierda una barrera en la entrada del nuevo sendero. Nos unimos a él por un lateral y enseguida encontramos unas señales. Cogemos el camino que va hacia Tegueste y Bajamar, el de la derecha, una pista agradable a pesar de tener una suave pendiente. La vegetación en este tramo del sendero es muy tupida, lo que nos suministra sombra. Reconocemos sin problema los acebiños, por sus frutos rojos, entre fayas, brezos, etc.

Sendero hacia Pedro Álvarez: descubriendo Tenerife.

Continuamos descendiendo por nuestra pista. En días normales encontramos por esta zona un punto donde podemos ver con toda claridad lo alto de Los Batanes, pero hoy solo teníamos mucha neblina y lluvia.

Seguimos descendiendo hasta encontrarnos una bifurcación en donde cogeremos hacia nuestra izquierda. Esta parte del sendero es más ancha, incluso podrían pasar vehículos.

Más tarde, después un buen tramo por esta pista de tierra, encontraremos a la derecha otra barrera de hierro, la cual atravesamos. Proseguimos por esta pista encontrándonos al poco un desvió a la izquierda, con una señal de madera: “Tegueste-Pedro Álvarez”. Vemos un pequeño sendero, con barandillas de madera que desciende entre la laurisilva. Seguimos descendiendo por el estrecho sendero, ignorando un camino que se une al nuestro por la derecha.

Sendero hacia Pedro Álvarez: descubriendo Tenerife.

Llegamos a un punto del sendero que vamos dejando atrás la densa vegetación y de repente el paisaje nos deja unas vistas generales de Pedro Álvarez. Con buen tiempo podríamos ver Mesa Mota, Tegueste. Pero hoy la escasa visibilidad nos priva de tal paisaje, pero aun así pudimos disfrutar de buenas vistas a medida que vamos bajando de la montaña.

Sendero hacia Pedro Álvarez: descubriendo Tenerife.

La ultima parte del sendero trascurre por medio de tramos empedrados, combinados con tramos de tierras, entre zarzas, tuneras y algún que otro laurel. Terminando en un camino inclinado y asfaltado, Camino El Nieto. Hemos llegado a Pedro Álvarez, recorremos todo este camino hasta llegar al cruce donde podemos ver la Ermita de El Cantillo, construida en 1928. Continuamos de frente por la carretera TF-141 para poder conocer la Iglesia Sagrado Corazón de Jesús, construida en 1988 cuando la anterior ermita quedo demasiado pequeña para la zona. Desde ahí vimos unas señales dándonos rutas para proseguir hacia Tegueste. Nos decidimos a hacer la ruta de los Caminos del Agua, un pequeño paseo que nos llevará hasta el casco municipal.

Sendero hacia Pedro Álvarez: descubriendo Tenerife.

Volvemos hacia el cruce donde la ermita y bajamos por la calle Camino Hondo hasta salir del barrio, justo en una rotonda. Llegamos a la carretera TF-13 y a nuestra derecha tenemos una entrada con viñas en un lateral, y el letrero al otro. Empieza nuestro nuevo sendero, cuya entrada se reconoce fácil porque está justo antes de un gran embalse de agua. Entramos por este sendero de tierra y vamos bordeando el embalse hasta salir a la calle de Las Manzanas ya en el casco de Tegueste.

Sendero hacia Pedro Álvarez: descubriendo Tenerife.

Continuamos toda esta calle hasta el final, y cogemos a nuestra izquierda por la calle El Caidero, pasamos un cruce y continuamos de frente por unas escalinatas hasta llegar al Puente de Palo. Proseguimos por la pintoresca calle Puente de Palo y doblamos a nuestra izquierda cogiendo por la calle La Audiencia. Volvemos a coger a la izquierda por un tramo de la calle La Arañita, para ver La Ermita de la Arañita, construida en donde estuvo la antigua Ermita de San Marcos Evangelista.

Sendero hacia Pedro Álvarez: descubriendo Tenerife.

Retomamos nuestro camino por la calle El Tejar y proseguimos recto hasta encontrar a nuestra derecha un sendero ancho de tierra. Nos adentramos por él y aunque pensábamos encontrar una zona de descanso que había antaño al lado del parque infantil, ya no existía. A falta de ella nos servimos de los muretes de piedra para descansar y tomar nuestro merecido almuerzo, ya que la meteorología nos dio una tregua para ello.

Desde aquí recorrimos un poco el tramo del sendero de las viñas que hay justo enfrente con un agradable tiempo. Viendo las diferentes variedades de este cultivo presentes en nuestras islas.

Volvemos a salir del sendero para alcanzar la carretera General a Punta de Hidalgo la TF-13. Justo un poco más abajo de la rotonda y a la izquierda tenemos la parada de guagua. Para dirigirnos de nuevo a La Laguna debemos tomar la línea de Titsa 50, 51 o 105.

*Pateo y fotografías realizadas por…Noemi!!!* el día 2 de julio de 2016.

Sendero hacia Pedro Álvarez: descubriendo Tenerife.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: