Cuando va acercándose el verano lo que más compro es un producto que mi chico llama sandalias mujer porque es así como lo anoto en mis listas de las compras infinitas que hago para mí y para los que me rodean. Las sandalias son un calzado muy cómodo cuando aprieta el calor. Es un calzado que no aprieta, que te deja transpirar los pies y que te vale apra todas las horas del día. ¿Hay algo más elegante que un bonito vestido de noche combinado con unas sandalias con taconazo?

Las sandalias para el día a día las suelo comprar en Sarenza, una tienda online que tiene mucha variedad. Lo que más tienen son modelos informales, ideales para ir a la playa o para calzar en tus paseos por tu sitio de vacaciones de sol y playa. No sólo encuentras sandalias en Sarenza. También hay todo tipo de zapatos, zapatillas y bolsos y cinturones tanto para nosotras como para ellos y para los niños.

Yo os recomiendo las sandalias de Sarenza. Cualquier mujer se puede sentir guapa con unas de sus sandalias. Siempre encuentras un modelo que te enamora. Lo que no enamoran mucho son los precios. A mí me suelen gustar las más caras. Las últimas que les compré fueron unas sandalias rojas preciosas que me costaron 69 euros con un descuento de un 40%. En todo caso, es cuestión de mirar precios. Tienen una pestaña con ofertas en la que puedes encontrar algo que te convenza. Yo suelo decantarme por sandalias que combinan bien. El año pasado compré unas que se atan al tobillo que son muy cómodas. Puedes andar con ellas horas y horas sin cansarte.

Os recomiendo también optar por las sandalias como el calzado básico de vuestro verano. Los pies lo agradecen. Yo, cuando llega el verano, estoy encantada de liberar mis pies de las botas que me los mantuvieron calentitos durante los fríos meses invernales. Cada día estoy más convencida de que los pies femeninos han sido diseñados por el Altísimo para que vayan lo más libres posibles por las aceras.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: