fotografia

Muchas recetas diferentes se pueden encontrar de rosquillas de anís pues cada región tiene sus costumbres y cada cocinero tiene su estilo. Aunque son un tipo de dulce que se acostumbra hacer en Navidad, se puede hacer en cualquier época del año pues resultan muy apropiadas para desayunar con café o te o para merendar con algún zumo natural. Resultan muy económicas y son más sanas que las que se compran industriales que suelen llevar grasas que nunca dicen de que son.

INGREDIENTES

500 gramos de harina de repostería.

3 huevos.

1/2 litro de leche normal.

1 copa de anís.

1 limón grande rallado.

150 gramos de azúcar normal.

50 gramos de mantequilla o margarina.

Aceite de girasol 

Azúcar glas.

fotografia

fotografia

PREPARACIÓN

1º En un recipiente grande se baten los huevos, se le añade el azúcar y la ralladura de limón y la leche.

2º Se derrite la mantequilla y se añade también junto con la harina y se amasa  todo junto hasta conseguir una masa homogénea.

3º Se hace una bola y se tapa con un paño dejándola en el frigorífico más o menos una hora o dos.

4º Pasado este tiempo, se saca y se hacen bolas del tamaño de una castaña, luego se estira y se cierran las puntas formando la rosquilla. Se fríen en abundante aceite bien caliente y se van poniendo encima de un papel absorbente.

5ª Cuando se enfrían se espolvorean con azícar glas. También se pueden pasar por azúcar mezclado con canela molida que quedan muy ricas.

 

fotografia

Se pueden guardar en una caja de lata o un recipiente de plástico que cierre muy bien y de esta forma pueden durar bastante tiempo y si en la casa hay gente menuda seguro que lo celebrarán. ¡Bon Apetit!.

fotografai

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: