fotografia

Se quiere dar a entender que las reuniones familiares que se celebran durante las fiestas navideñas son un remanso de amor, paz y alegría en los hogares donde miembros de una misma familia se reúnen como es tradición en todas las que son católicas, sean o no practicantes. Pero la realidad es otra y no siempre es como lo pintan y mucha cenas de Nochebuena suelen terminar como el "rosario de la aurora" desencadenándose serios conflictos, no hay más que ver los periódicos y noticias que se publican al terminar estas fiestas tan "familiares" que en ocasiones terminan en una batalla campal.

fotografia

Hermanos que no se ven en todo el año, que ni se visitan y se ignoran, se ven obligados a cenar juntos en casa de los padres cada año y darse besos y abrazos cuando todo el año han pasado olímpicamente el uno del otro. En algunas ocasiones, en vez de limar asperezas, se aprovecha la ocasión para echarse en cara asuntos escabrosos del pasado que aún empeora más la situación y amarga la noche a los pobres abuelos que han preparado con esmero unas ricas viandas para la ocasión.

fotografia

El "vuelve a casa por Navidad", es un eslogan para incitar a comprar más a las familias para que se reúnan y consuman que es lo que interesa, que coman muchos langostinos, gambas o cigalas, pavo y turrones, así como cava y licores varios. Pero... ¿es obligatorio ser feliz en Navidad? El invento de la Iglesia Católica no siempre tiene buenos resultados ya que a muchos ya se les cambia la cara una semana antes cuando se dan cuenta que se acercan las fechas de Navidad y que tendrán que verle la suya a la suegra "metementodo" que les ha estado amargando la vida desde que se casaron.

fotografia

Hay muchos frentes abiertos en las familias, más cuando hay integrantes postizos de nueras y yernos que no comulgan con las mismas ideas políticas o religiosas de los más mayores sean padres o abuelos y cuando el "Anis del Mono" o el "Brut simi-dulce" hace su efecto, afloran los nombres de políticos de turno y comienza el intercambio de pareceres que es donde se inicia la verdadera "fiesta". Muchas parejas que viven relativamente bien durante el año, temen a estas fiestas pues siempre regresan a casa discutiendo, "tu hermana a dicho...", "es el último año que voy...", etc.

 

fotografia

Por otra parte, los jóvenes de la casa están a disgusto en estas cenas familiares, más pendientes del móvil y de salir corriendo a la discoteca en el primer descuido, sin apenas probar las ricas viandas preparadas para no tener que aguantar las discusiones de cada año. Y es que los tiempos cambian que es una barbaridad....

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: