Regalos de Navidad

Se acercan las Navidades, y muchos de nosotros temblamos ante el huracán comercial que se desata pensando en los regalos de Navidad. A mí me encanta la Navidad, y me encanta aún más comprar regalos de Navidad, ponerlos bajo el árbol, y juntar a toda la familia para ir repartiendo ilusión.

Por las calles, las luces, la música, los anuncios nos inundan del espíritu navideño. Es la oportunidad de los comercios para que hagan su agosto, pero en los tiempos que corren hoy en día, en la que la crisis económica afecta a nivel mundial, no podemos dejar que ese espíritu navideño y de ilusión se apague. Por comodidad, estamos acostumbrados a gastar dinero en exquisitos regalos pero, ¿por qué no hacerlos nosotros mismos? Seguramente hará muchísima más ilusión por el esfuerzo que ha supuesto. Por eso, me he decidido a hacer este goo, porque la navidad me encanta, me encanta reunir a la familia, y me encanta cargarlos de regalos de Navidad.

Cómo envolver los REGALOS DE NAVIDAD

1. Depende del tamaño del regalo puedes envolverlo con cualquier material que se te ocurra: desde papel de periódico, de revistas, de catálogo de moda... Por ejemplo, si el regalo es una pieza de ropa para una mujer, envuélvelo con hojas de un catálogo de moda. Si es para un niño, envuelve el regalo con hojas de un catálogo de regalos para niños, etc. También, aprovecha que vas a tirar ropa vieja, para envolver regalos con telas! Solo necesitarás tijeras, pegamento o cola y una caja.

2. Puedes envolver el regalo de Navidad con una caja de zapatos o alguna caja más grande que encuentres en algún comercio que forrarás con el material que elijas, o bien puedes envolverlo directamente como si fuera un caramelo, añadiendo dos lazos a cada lado.

Por ejemplo:

Tarjetas de navidad

Un buen regalo de Navidad, sobre todo para los familiares más mayores es una buena tarjeta de navidad creada por ti. No vale el típico mensaje de feliz navidad y próspero año nuevo. Esta tarjeta tiene que ser una declaración de afecto, recuerdos, deseos, etc. hacia esa persona. La intención del regalo de Navidad es emocionar a tu familiar, y que a través de tus palabras llegues a lo más profundo de su corazón.

Para crear las tarjetas solo tienes que hacerte con unas cartulinas de colores, un poco de purpurina e incluso alguna foto del familiar. Puedes crear una tarjeta-collage, metiendo la foto o fotos que desees con trozos de cosas que te recuerden a esa persona. Por ejemplo, una hoja de pino por los recuerdos que os traen a ambos de los paseos por el bosque. También puedes poner trozos de telas, un anzuelo si pescabais juntos, en definitiva, pedazos de recuerdos que puedas pegar fácilmente con cola en tu tarjeta. La tarjeta puede ser pequeña, pero yo te recomiendo que la hagas gigante, una hoja DIN-A 3 doblada, por ejemplo, porque el efecto será más impactante.

Regalos de Navidad

Podría poner miles de regalos de Navidad que puedes hacer a tus familiares, pero voy a ponerte los regalos de Navidad que suelen por norma, tener éxito.

Portaretratos

Las fotografías de seres queridos, vivencias especiales y demás, ocupan un punto muy importante dentro de la decoración personal que muchas personas quieren. Hazte con unas fotos para el familiar a quien quieras regalarle el portaretratos, y monta tú mismo/a el marco. Necesitas:

- 1 caja de cartón.

- pegamento o cola.

- tijeras o cúter.

- y el material de enmarque que quieras utilizar: botones, algodón, hojas, conchas, etc.

Para que sea original, lo ideal es coger un plato e ir haciendo las formas curvas de cada lado del portaretrato, como se ve en la foto.

Lo recortas, y en medio del marco recortas otro espacio donde irá la foto. Repite el proceso con la plantilla que tienes, pero sin hacer el agujero en medio, porque éste irá pegado al primero una vez hayas colocado la foto. Antes, debes decidir cómo decorarlo: puedes pintarlo únicamente, con muchos colores, o de forma sencilla, puedes pegar hojas secas, pétalos de rosa seca, botones de colores, bolas de algodón de colores que habrás teñido previamente, puedes hacer trazos de purpurina... al gusto de cada uno. Puedes optar porque sea un portaretratos que se cuelgue en la pared o bien, que puedas apoyar en la mesita, haciendo una L con cartón en la parte trasera del portaretratos.

Álbum de fotos

Lo mismo que cuando haces un portaretratos, pero te aconsejo que compres el álbum de fotos más barato que encuentres y lo decores a tu gusto.

Pendientes, collares o pulseras

Para las familias más coquetas, opta por regalos de Navidad como pendientes, collares o pulseras que habrás creado tú mismo/a. Solo tienes que conseguir los materiales dependiendo del estilo que quieras crear.

Por un lado, puedes crear abalorios comprando hilo de nylon, las cuentas y los cierres. El montaje no tiene ningún secreto: simplemente monta las cuentas a tu gusto con los colores que más te gusten. Si quieres hacer creaciones más complejas en Internet encontrarás numerosos patrones y plantillas para su realización.

Si quieres algo más sencillo, también puedes optar por el estilo tribal. Solo necesitarás cordón de algodón o hilo, tijeras, tuercas y arandelas, hilo de bordar de diferentes colores y bobinas de hilo o cuadrados de cartón.

Para hacer un collar de 2 tonos, corta un pedazo largo de cuerda y envuelve dos colores diferentes de hilo de bordar en torno a tu propia bobina. Haz un nudo de arranque junto con los dos hilos de colores que utilizas. Coloca el color que no se está utilizando (como se muestra en color morado) en la mano izquierda, junto con la cuerda, y lo mantienes en tensión. Toma el color activo (se muestran en rojo) en la mano derecha, pasa lo largo de la cuerda, lazo bajo y hacia atrás a través de la abertura. Tira hacia arriba y hacia la derecha para apretar. Repite los nudos hasta que esté listo para cambiar los colores.

Una vez que hayas terminado de realizar los nudos, añade unas cuantas tuercas y / o arandelas para el collar.

Sales de baño

El mejor regalo de Navidad para desear relax a tu familiar. Necesitarás:

- Una taza de sal de epsom (Sal Inglesa)

- 1 de taza de sal de mar o sal normal

- De 20 a 40 gotas de aceite esencial de lavanda (si no tienes aceite ponle unas gotitas de tu perfume favorito).

- 1 gotita de colorante vegetal (el mismo que se usa para decorar pasteles). El color que tu quieras. Puedes usar más colorante si deseas un color más profundo.

- Un frasco de vidrio con buena tapadera. (Asegúrate que este limpio y seco).

- Listones para decorar.

Mezcla las sales y añade el aceite esencial. Para que se mire mas bonito vamos a usar dos colores. Separa la mitad de la sal y ponle el colorante. Pon un poco de sal con color en el frasco de vidrio, luego pon un poco de sal sin color y así sucesivamente hasta que se llene el frasco. Decora el frasco con listones y ponle una tarjeta bonita.

Jabones naturales

Necesitarás:

- Recipiente de barro, metal o cristal.

- Cuchara o palo de madera.

- Caja de madera.

- 250 mL de aceite.

- 250 mL de agua.

- 42 g de sosa cáustica.

Echa en un recipiente, la sosa cáustica y añade el agua ¡mucho cuidado!, no toques en ningún momento con la mano la sosa cáustica, porque puede quemarte la piel! Al preparar esta disolución observarás que se desprende calor, este calor es necesario para que se produzca la reacción.

Añade, poco a poco, el aceite removiendo continuamente, durante al menos una hora. Cuando aparezca una espesa pasta blanquecina habremos conseguido nuestro objetivo. Si quieres que el jabón salga más blanco puedes añadir un producto blanqueante, como un chorrito de añil; para que huela bien se puede añadir alguna esencia (limón, fresa).

A veces ocurre que por mucho que removamos, la mezcla está siempre líquida, el jabón se ha “cortado”. No lo tires, pasa la mezcla a una cacerola y calienta en el fuego de la cocina. Removiendo de nuevo aparecerá al fin el jabón.

Echa la pasta obtenida en una caja de madera para que vaya escurriendo el líquido sobrante. Al cabo de uno o dos días puedes cortarlo en trozos con un cuchillo. Y ya está listo para usar:

NO OLVIDES: lavar las manos, el cabello, la ropa, los suelos, etc.

Observa que el jabón que hemos conseguido es muy suave al tacto, debido a que lleva glicerina que se obtiene como subproducto de la reacción.

Si quieres más cantidad puedes utilizar, por ejemplo, las siguientes proporciones: 3 Litros de aceite, 3 litros de agua, ½ kg de sosa cáustica.

Camisetas personalizadas

Regalo de Navidad sencillo pero eficaz.Simplemente necesitas una camiseta de un color liso, y un poco de imaginación. Con pintura para tela puedes hacer una caricatura de tu familiar si eres buen dibujante, y si no, puedes escribir un mensaje en esa camiseta divertido, que pegue con su personalidad.

No olvides comprar la pintura especial para tela y un pincel. Sigue las instrucciones del bote, tendrás que planchar el dibujo una vez haya secado la pintura, por la parte de atrás para que se fije la pintura.

También, puedes conseguir plantillas para hacer dibujos que puedes descargártelas de Internet, así los dibujos quedarán más limpios.

Si tienes dudas sobre otros tipos de regalos de Navidad, o quieres más ideas solo tienes que dejarlo dicho en un comentario, soy muy creativa!!!

 

regalos de navidad

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: