El invierno llega con sus bajas temperaturas y hay que abrigarse y abrigar a los nuestros. Nada mejor para abrigar a tu hija que unos guantes y un gorro de lana. Pero puede que no andes sobrada de dinero y toque ahorrar, pero eso no quiere decir que tu hija se quede sin un gorro nuevo.

Échale imaginación a la vida. Abre el armario de tu hija y coge ese gorro del invierno pasado. Sólo tienes que actualizarlo con unos pompones que harás tú misma con un ovillo de lana. El gorro quedará como con unas orejitas que le dan un toque simpático y también distinto. Seguro que tu niña triunfa en el colegio entre sus amigas. Muchas ni se enterarán de que es el mismo gorro del año pasado.

Te animo a reciclar un gorro de lana para niñas. Le estás dando una segunda vida a una prenda ya muy vista y, a la vez, te ahorras un dinero, que seguro que necesitas para otra cosa más importante, como puede ser llenar tu nevera.

Un gorro de lana para niñas, sea del color que sea, queda muy simpático con unos pompones. Le dan un toque desenfadado y muy actual. Son gorros que están a la última moda infantil para este otoño-invierno. Un gorro de lana para niñas con uno pompones combina muy bien con la ropa más abrigadita de las más pequeñas de la casa.

Los gorros para niñas son un complemento muy necesario en las ciudades donde las temperaturas son bajas. Evita que las crías se enfríen y, si le gusta el gorrito, serán ellas mismas las que te pidan que se lo pongas.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: