Estás ordenando tu armario y encuentras un jersey que hace años que no pones. ¿Lo vuelves a poner este invierno? Tal vez no te apetezca. ¿Lo tiras? De tirar nadie se ha hecho rico. Pues bien, la alternativa para ese jersey que no te entusiasma es el reciclaje. Recicla un jersey viejo en un chaleco y en unos guantes. Puedes reciclar todo tipo de jerseys: grandes, pequeños, más gruesos, menos gruesos. Con un jersey, es decir, con una prenda vas a conseguir dos prendas sin gastar dinerito.

 

¿Cómo lo haces?...

 

Empecemos por esos guantes más fáciles de hacer de lo que imaginas en esa tarea que recicla un jersey. Sólo tienes que seguir los siguientes pasos:

-Corta las mangas del jersey

-Pon tu mano sobre cada manga a modo de patrón, marca con un rotulador o con una tiza y corta. Así tendrás tu guante cortado y listo para coser.

-Con un hilo grueso los coses por el revés. Les das la vuelta y tienes tus guantes listos.

 

 

Sigamos con ese chaleco nuevo que va a salir de tu jersey viejo. Tienes que seguir los siguientes pasos:

-Corta todas las mangas

-Puedes dejarle el cuello tal como lo tiene el jersey o hacerle una forma distinta.

-Retoca los bordes con un hilo bonito y ya tienes tu precioso chaleco más original que los que venden en las tiendas de ropa.

 

 

No es nada difícil, como ves, reciclar un jersey viejo en un chaleco y en unos guantes, que seguro que vas a poner una barbaridad estos fríos días de invierno. Tus amigas no sabrán que tus nuevos guantes y tu precioso chaleco han salido de una sesión de manualidades casera. Reciclar tus jerseys viejos evitara que tengas que comprar otras prendas como esos guantes tipo manoplas y ese chaleco que salen de tu antigua prenda. No sólo te valdrá para ahorrar dinero. También ahorrará espacio en tu armario ropero porque el sitio que antes ocupaba tu jersey ha quedado libre para otras dos prendas.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: