RECIBIR Y DAR - LA FORMULA INFALIBLE

 

En el artículo anterior escribí sobre la luz y la oscuridad como la base de todo lo que está incluido en el universo físico, o sea que todo sale ya sea de la luz o de la oscuridad, del bien o del mal.

Antes de incursionar en el plano material, estamos existiendo en los planos superiores donde hemos sido creados y donde actuamos de acuerdo a nuestro estatus de divinidades, salidas de una divinidad. Allá arriba no estamos acostumbrados a dar, porque tolo que hacemos es recibir y recibir. Recibimos pensamientos creadores y procedemos a ejecutarlos con los recursos y el conocimiento que disponemos, altamente concebidos.

Pero con toda esta gran capacidad que tenemos, solo estamos utilizando esta gran fuerza de recibir y necesitamos experimentar la fuerza de dar, para completar nuestro conocimiento.

Si queremos conocer esta fuerza opuesta, del dar, solo la podemos conseguir y experimentar viniendo a este mundo material. Pero como todo en esta vida, debemos merecer conseguir este conocimiento para poder llegar a la perfección de la combinación de estas dos fuerzas en forma equilibrada.

Ayudando a otros te ayudas tú

Imagen superior: Ayudando a otros te ayudas a tí también

 

Si logramos equilibrar estas dos fuerzas lo único que recibiremos a cambio son bendiciones y todos nuestros proyectos se van a ver realizados con mucho éxito.

Esta forma de interactuar las energías entre los seres humanos forma parte de la Ley de Polaridad, que en forma resumida dice, que en estas dimensiones físicas todo tiene su opuesto.

Esta es una fórmula que debemos descubrir, observando a nuestro alrededor y tomando acción en lo que debamos hacer, en lo que nos corresponda dar.

Claro está que no podemos solucionarle los problemas a todo el mundo, pero una forma de dar es escuchar, dar alojamiento a un familiar o amigo que lo necesite, dar sustento material o espiritual de acuerdo a nuestra capacidad o conocimiento; salirse un poco del ensimismamiento en el que andan muchos y que todo es yo primero, yo segundo, y yo tercero.

Aprovecha al máximo la experiencia del que tiene una edad avanzada

Imgen superior: Aprovecha al máximo la experiencia de las personas mayores. Escúchalos.

 

Cuando se pongan a analizar lo que les presenta la vida, tengan por seguro que cada situación, cada experiencia, cada encuentro,es una prueba o una oportunidad de arriba. Constantemente estamos pasando pruebas y ni nos damos cuenta de ello, también se nos pasan las oportunidades de ayudar, por no darle importancia a los demás.

Hay que poner manos a la obra y preguntarnos todos los días ¿A quién ayude hoy?

¿Qué hice por los demás el día de hoy?

Nuestro peor enemigo somos nosotros mismos, aparte de que tenemos a todos los seres del mal, que trabajan para que el ser humano no encuentre la forma de cumplir con esta ley, que es básica en la evolución del hombre. “Ama a tu prójimo como a ti mismo” por algo esto fue dicho.

Cuando se te presenta una persona con necesidades de cualquier índole, no le pases por delante, no la ignores, no le demuestres tu indiferencia y arrogancia, Dios te está dando la oportunidad de manifestar lo grande que eres espiritualmente, si la viste, está ahí para ti.

Cuando das estás imitando a Dios.

 

 

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: