Promiscuidad y fidelidad humanas

La humanidad en todos los tiempos ha vivido mortificada por su comportamiento en todos los sentidos, sobre todo en el comportamiento de conducta que nos lleva irremisiblemente y sin regreso a las cuestiones sexuales, cuestión que tiene que ver con la reproducción en el campo meramente físico, así como la convivencia con el entorno natural y las otras circunstancias que le rodean. Por eso lo sexual además de ser importante en el nivel físico es aún más importante en el nivel más profundo y sutil de la conducta humana, siendo uno de sus pilares fundamentales, sino el primero.

Cuando se trata de sexo los seres humanos nos dividimos en dos categorías fundamentales; promiscuas y fieles, según se desprende del último estudio de la Universidad de Oxford (Reino Unido), que representa la primera evidencia científica que respalda las teorías que dividen a las personas en estas dos grandes categorías, al contrario de cómo sucede con otros mamíferos (que son polígamos o monógamos).

promiscuidad

Humanos excepción a la regla

¿Por qué los seres humanos somos la excepción a la regla entre los mamíferos?, Para el estudio los expertos analizaron dos indicadores potenciales de la conducta sexual. Primero un grupo de 585 personas de entre 18 y 63 años cumplimentaron un cuestionario sobre hábitos sexuales. Segundo, analizaron los datos de una investigación (con 1314 hombres adultos) basada en lo que se conoce como el “índice 2D: 4D” que mide el cociente entre las longitudes de los dedos índice y anular como indicador estadístico de nuestra sensibilidad a la testosterona.

fidelidad

Así, cuanto más largo sea el dedo anular en comparación con el índice, mayor es la probabilidad de concentración de testosterona, lo que también se ha asociado con mayor inclinación hacia la promiscuidad.

El estudio comparativo de ambos datos, publicado en la revista Biology Letters, reveló que el 57% de los hombres tenía más probabilidades de ser promiscuo y el 43% fiel. Respecto a las mujeres, el porcentaje se invirtió, el 47% tenía más inclinación hacia la promiscuidad y el 53% a la fidelidad.

Según los científicos, a pesar de que hay que tomar estos datos con cautela, el comportamiento humano está influenciado por muchos factores, como la experiencia del medio ambiente y de la vida. Esta investigación sugiere que puede haber dos tipos distintos de persona dentro de cada sexo que buscan diferentes estrategias de apareamiento, explica Robin Dunbar, líder del estudio.

mancha1

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: