fotografia

Según los expertos, el "Kopi Luwak" es la variedad de café más agradable el paladar y por ello el más apreciado y caro. Lo sorprendente es que detrás de este lujo para los que puedan pagarlo, se encuentra un pequeño felino indonesio llamado civeta. Como se empezó a desarrollar este producto "Kopi Luwak" (café de civeta en indonesio) es un misterio que nadie sabe explicar pero el proceso se basa en alimentar a las civetas con los frutos de las plantas del cafeto y luego extraerlos de entre las heces del animal.

fotografia

La civeta no digiere del todo el grano de café maduro y mientras las encimas de su estómago lo modifican y le aportan las características que lo hacen único. El metabolísmo de la civeta es capaz de aprovechar la pulpa de la baya pero la semilla no es digerida y es expulsada modificada y más rica con las heces. Este animal tiene una capacidad especial para este proceso y parece ser que no se puede realizar con otro que no sean las civetas.

fotografia

Al ser este el único proceso existente, la producción es lenta ya que cada animal digiere al día una media de 25 gramos y por esta razón este café cuesta 493 dólares el kilo en Indonesia y el precio se encarece aún más cuando se exporta fuera del país. El proceso del "Kopi Luwak" es lento, primero hay que recogerlo de las heces y hay que limpiarlo cuidadosamente, tostarlo y finalmente molerlo.

fotografia

fotografia

Este café tiene un fuerte aroma como a caramelo y vainilla y es muy demandado por los paladares más exquisitos de Europa, Japón y Estados Unidos, no obstante, entre los indonesios no tiene tanto éxito, tal vez por ser demasiado caro para los sueldos tan bajos que perciben por su trabajo y por otra parte por sus costumbres de comer mucho picante, prefieren las bebidas dulces. Prefieren un café menos fuerte y que no sea tan amargo.

fotografia

fotografia

En el pasado, los productores de este café recogían las heces de este animal en los bosques , pero dado al auge y demanda, ya se han habilitado granjas donde las civetas permanecen enjauladas y se dedican a la recogida de las heces de forma más industrial para realizar el tostado y molido todo en el mismo lugar.  De momento no se conoce que en España haya llegado este producto, tal vez porque los españoles somos muy escrupulosos  con el recorrido que realiza este café.

fotografia

fotograia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: