¿Qué mujer no ha soñado alguna vez con lucir el aspecto radiante y los pómulos jugosos de Jennifer López? Pues bien, gracias al “secreto mejor guardado de las top model”, esto está al alcance de cualquiera. O casi.

Ese “secreto a voces” no es otro que un producto de Benefit llamado High Beam, uno de los productos más vendidos de la marca cosmética norteamericana de moda por el aspecto vintage de sus cosméticos y por sus ingeniosos nombres que hacen sonreír.

High Beam es un iluminador líquido que contiene pigmentos rosas y plateados, que promete iluminar las pieles más apagadas. Es perfecto para cutis claros.

Tanto su packaging como su pincel aplicador recuerdan enormemente a un esmalte de uñas. El botecito en cuestión contiene 13 ml de un iluminador color rosa clarito muy mono con partículas brillantes. La cantidad parece un poco escasa, sobre todo para el precio que tiene, pero tras varios meses de uso he llegado a la conclusión de que cunde bastante.

Para utilizarlo, bastan tres puntitos sobre los pómulos y otro más bajo las cejas. A continuación se extiende con una brochita ad hoc, como la número 188 de MAC. Esto es suficiente para estar radiante en las noches de verano.

Para verdaderas adictas al High Beam, éste es un cosmético muy versátil, ya que también es posible mezclar un par de gotitas con el colorete, con la hidratante habitual o con la base de maquillaje. El resultado es un cutis luminoso y radiante.

El precio del High Beam es de 23 euros en los stands de Benefit. Más barato en Internet, por supuesto.

Para las más morenas, Benefit tiene otro iluminador muy parecido, llamado Moon Beam, que tiene todos dorados y de similares características y precio que el High Beam.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: