Pasteles de Belém

Pasteles de Belém (en portugués pastéis de Belém) o pasteles de nata son una de las especialidades más características de la cocina portuguesa.

A principios del siglo XIX, en Belém, junto al Mosteiro de los Jerónimos, había una refinería de caña de azúcar unida a una pequeña tienda. Como resultado de la revolución liberal de 1820, todos los conventos y monasterios en Portugal fueron cerrados en 1834.

En un intento de supervivencia, alguien del monasterio ofreció pasteles dulces para la venta en la tienda; Pasteles que se conocieron rápidamente como 'Pastéis de Belém'.

En aquella época, la zona de Belém se consideraba lejos de la ciudad de Lisboa y se accedía principalmente en barcos a vapor. Al mismo tiempo, la grandeza del monasterio y de la Torre de Belém atrajo a visitantes que pronto se acostumbraron a saborear los deliciosos pasteles originados en el monasterio.

Solo seis personas en el mundo conocen con exactitud la receta de los Pasteles de Belém.

Ingredientes

  • 300 ml leche

  • 180 g de azúcar
  • 200 ml de nata
  • 35 g de harina de trigo
  • 5 yemas de huevo
  • 1 masa de hojaldre empacada y regriferada
  • ralladura de medio limón
  • ramita de canela
  • 100 g de mantequilla

Procedimiento

1. Estirar la masa de hojaldre sobre una superficie previamente preparada con un poco de harina. Con la ayuda de rodillo hacer el estiramiento lo más fina y más grande posible pero sin que se rasgue. Plegar en 4 partes.

hojaldre

2. Engrasar el molde para los pasteles con mantequilla y azúcar.

moldes

3. Colocar la masa de hojaldre sobre el molde, cortar el excedente. Con los dedos ir dándole forma a la masa de hojaldre en cada agujero sin que se rompa.

moldes2

4. Enciende el horno a 200º calor arriba y abajo, precalentamos 10 minutos.

5. En un cazo ó olla verter 280 ml de leche junto a la nata, 160 g de azúcar, la rama de canela y la ralladura de limón.

leche y nata

6. Mantener el fuego hasta que hierva. Retirar justo antes de ese momento. Retirar la rama de canela y la corteza de limón.

7. Mezclar las claras de huevos, con la harina, la leche que nos ha sobrado y también el azúcar restante.

claras de huevo

8. Añadir un poco de la leche caliente a la mezcla de los HUEVOS y remover bien.

9. Mezclar las yemas con la leche reservada y cocinar a fuego lento sin dejar de remover hasta obtener una crema suave.

huevos

10. Verter la crema sobre los moldes, añadir una pizca de canela y meter al horno a 200º por un intervalo de 18 a 20 minutos.

11. Servir los Pasteles de Belém tanto calientes como fríos. Es muy típico espolvorear los pasteles con azúcar glass o canela justo antes de degustarlos.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: