¡La pasión es el combustible que alimenta…!

La pasión es el combustible que alimenta ese fuego interno, la energía que define y conmueve nuestro talento natural, el empuje, que se vuelve no en pocas ocasiones desordenado, que se niega a la inacción y sale en busca de desafíos, de conquistas, a la persecución de metas dándole sentido a nuestras vidas.

Existen dos palabras que marcan una definición en las personas; pasión y perseverancia, ellas son capaces aún en tiempos de crisis de impulsarnos a conseguir cualquier objetivo que nos propongamos.

Sin lugar a dudarlo, la perseverancia es un valor, una virtud, que pervive en nosotros en medio de la oscuridad de ánimo y de la inacción, una chispa invaluable que nos impele con determinación a encontrar un sueño, una meta, un resultado. El que persevera en buena medida sabe lo que quiere y por supuesto está más que dispuesto a poner en juego todas sus fuerzas, sin importar medida para vencer cualquier dificultad interpuesta entre su presente y su objetivo. El que persevera se siente capaz de trascender cualquier obstáculo, se enfoca en superar dificultades para hacer que las cosas funcionen.

Ángela Duckworth dice que; que la combinación de estas dos palabras (ella las denomina GRIT), “hacen que los grandes triunfadores tengan una feroz -determinación que actúa en dos formas 1-. Exhiben una fuerza y tenacidad fuera de los común 2-. Saben a un nivel muy profundo, lo que quieren en la vida. No solo tienen determinación sino que además saben a dónde llegar… En otras palabras tienen grit”

pasión

Personas de denominación grit

Las personas de esta denominación (grit), miran la vida y lo que hacen como una vocación al servicio de los demás, transformación personal y de la sociedad. Su trascender por la vida está enfocado no solo en sus propias necesidades; también están imbuidos de un valor superior que los determina y motiva a seguir luchando en medio de las adversidades.

Estos personajes tienen siempre una visión de la vida positiva y esperanzadora por el mañana. Su vida la transcurren con vital intensidad en el presente, acunando sus propósitos siempre en perspectiva, reconocen que para mañana habrá nuevas cosas que aprender, vislumbrar, en su persistencia para lograr sus metas. No dándole cabida a la desidia o a los desires de mal agüero que tengan como destino un sino destructivo que desdigan de su fortaleza interior y la continuidad de su andar superior. Entienden que la mentalidad de crecimiento y conversa interna es esencialmente optimista y que son el vehículo de aquello que persiguen

El individuo con esta connotación se fija metas realistas que les permite avanzar y practicar de formas diferentes, manteniendo la dirección a seguir todo el tiempo in mente. Manteniendo siempre esa práctica intencionada en las cosas que le subyugan. Es frecuente estados de inercia, donde el tiempo y el espacio quedan en suspenso y se encuentran solo el propósito y la voluntad como fuente única de energía y cambio, que los convierte en uno solo con el instante para triunfar sobre los retos.

Estas personas crean ambientes de logros, colaboración y motivación exultantes. Sus motivaciones personales, exigencias, trascienden y, su necesidad de traspasar los límites de lo conocido, crean un efecto viral que permea el medio donde se encuentran, que tiene como consecuencia deseable, que cada uno se transforma en ejemplo viviente de la manera en que cada día están comprometidos a superarse a sí mismos, asumiendo motivos de apoyo para otros.

Es un ejercicio para formar carácter e identidad, para espolearse uno mismo y saber diáfanamente la persona que es. Por cierto, una lógica que no siempre tiene sentido en los costos y beneficios de la pasión y el perseverar. Es más bien la integridad para alcanzar nuestro potencial

Por Gerag

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: