Relación de pareja

Para convivir en pareja es necesario tener un alto grado de tolerancia hacia el otro, si no se quiere que se termine por romper la relación de pareja. 

Frases tan contundentes como, " eres mi pareja y deberías hacer todo aquello que te pida y cuando yo te lo pida", son habituales en algunas parejas. Después de que el integrante de la pareja hacia el que va dirigida la frase se tome un tiempo para meditar, decide optar por la mejor decisión dar por concluida su relación. 

Ser la pareja de alguien no lleva implícito que sea su esclavo. Por desgracia en la actualidad, muchas personas confunden el tener una pareja con tener la excusa perfecta para ser tirano con el otro. Aunque no siempre esa tiranía se ejerce de forma directa sino que se dan rodeos para de este modo poder sacar el mayor beneficio individual posible. 

La alta exigencia es un peligro para la pareja

La llamada tiranía de los deberías se produce cuando uno de los miembros de la pareja reclama insistentemente con el fin de que el otro siga a pies juntillas lo que él le pide sin importarle las necesidades que su pareja pueda tener. Al no cumplirse sus exigencias el tirano termina por enfadarse y se siente sumamente ofendido. El tirano cree que el otro pasa de sus deseos por lo que se siente atacado y pasa al contrataque lo que resulta tremendamente perjudicial para la relación. 

Las personas que siguen este tipo de comportamiento acaban por perder de vista que centrarse en que por ser su pareja esta debe de hacerlo todo es llevar al fracaso la relación, ya que intentar satisfacer por completo lo que manda la otra persona solo lleva a que se anule  la personalidad, la mentalidad y los objetivos de cada uno. Por otra parte, esta actitud, termina por tiranizar a los dos, ya que solo se consigue que pasen todo el tiempo esperando a que el otro cumpla. La conclusión es clara no es el mejor modo de llevar la relación. 

La equivocación del porque me lo merezco

La persona que piensa que se lo merece todo porque es alguien maravilloso, olvida que una relación no se basa solo en complacer a uno, sino que se trata de algo entre dos personas, esto quiere decir que utiliza una actitud soberbia e infantil con el fin de anular al otro. Este tipo de conductas solo demuestran una cosa falta de madurez. 

Si llega el momento en el que el tirano reconoce que no es necesario que el otro cumpla con lo que pide siempre  va bien encaminado para que la relación funcione, si por el contrario sigue pensando que sí es así y que el otro debe cumplir todo lo que le pide, entonces no necesita una pareja sino que quiere alguien que le sirva. 

 



 

 

Tiranía

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: