Origen del tatuaje

El tatuaje tiene diferentes significados según la época y las distintas culturas

Para algunos el tatuaje es un arte, incluso le conceden un significado transcultural, ya que se presta a que sea una práctica compartida con los demás, se imprime en lo más íntimo de cada uno, el cuerpo y,  tiene símbolos de otras culturas por el deseo de que esté presente la diversidad cultural. 

El origen del tatuaje

El año 1769 James Coock, realizó un primer viaje de exploración al óceano Pacifico, durante su estancia allí recogió el término tatau, término originario de Tahití, y lo tradujo por el término inglés, tatoo. 

Sin embargo, la práctica del tatuaje no era del todo desconocida para la cultura Occidental, ya que civilizaciones antiguas como la griega, romana y celta ya aplicaban la técnica del tatuaje sobre sus cuerpos.

Evolución del tatuaje

Durante el siglo XVIII, los marineros empezaron a tatuar su cuerpo, lo que atrajo la atención de los nobles. 

En el siglo XIX, además de los marineros empezaron a realizar esta práctica los presos y las prostitutas.

Ya en el siglo XX y a finales de los años 60, los jóvenes de Estados Unidos, empezaron a generalizar la práctica del tatuaje; pero lo hacían para reivindicar las cualidades estéticas del tatuaje. 

El tatuaje como forma de comunicación

El acto de tatuarse parece esconder un mensaje que mucha gente ignora y es la necesidad de comunicarse, por eso muchos eligen esta forma para así poder llegar a más gente. 

Para ello se graban en su cuerpo sus deseos, obsesiones, sus secretos más ocultos, al igual que sus pasiones inconfesables. Incluso algunos convierten el tatuaje en su forma de vestir. 

Muchos ven en el tatuaje,  una forma de marcar diferencia, y de ser diferente. Sienten que así destacan por tener su propia identidad y de este modo pueden huir de la rutina y de la uniformidad. 

 

 

 

 

 

Origen del tatuaje

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: