fotografia

fotografia

El Hotel Meliá Zaragoza, antiguo Corona de Aragón es una buena recomendación para la noche de Halloween por el misterio que acompaña la habitación 510 y en general a todas las estancias de este hotel. En 1979, el 12 de julio, el entonces Hotel Corona de Aragón de la ciudad de Zaragoza sufrió un terrible incendio donde fallecieron entre 70 y 80 huéspedes que este día ocupaban las habitaciones. La cifra exacta no se sabe ya que algunos fallecidos o heridos no estaba registrados. Nunca se pudo aclarar el origen exacto de la causa del la tragedia aunque se detectaron ciertas sustancias incendiarias que pudieron acelerar el fuego pero nunca se supo quien las puso ni porque.

fotografia

Casi treinta años después el Tribunal Supremo dictaminó que el incendio del Hotel Corona de Aragón fue un atentado terrorista pero sin determinar a que tipo de terrorismo se refería. Aquel 12 de julio, cuando el incendio se declaró, se encontraba en el Hotel la viuda de Franco, su hija Carmencita, su marido y dos de sus hijos que fueron rescatados de los primeros. También se encontraban numerosos militares con sus familias que estaban a la espera de acudir a un evento de la Academia Militar. 

footgrafia

Muchas personas fallecieron quemadas y se produjeron escenas de autentico terror como fue la caída de un niño que se arrojó desde la planta 7ª ante los ojos de su madre que gritaba horrorizada rota de dolor. Muchas otras personas optaron por saltar al vacío huyendo de las llamas que devoraban todo con una rapidez increíble.

fotografia

fotografia

Pasaron varios años y el Hotel fue adquirido por la cadena Meliá que lo restauró y cambió el nombre de Corona de Aragón por el de Meliá Zaragoza y el hotel abrió nuevamente las puertas. Pero según cuentan algunas personas que han pernoctado en sus habitaciones, la tragedia ha quedado impresa en sus paredes y ocurren fenómenos que desconciertan y provocan terror en los clientes. Se cuenta el caso de una azafata de Aviaco que salió aterrorizada de la habitación ante la presencia de alguien que se inclino sobre ella cuando se disponía a dormir.

fotografia

Otras personas que han ocupado la habitación 510 han experimentado fenómenos como son llamadas a la puerta y no aparecer nadie esperando, la sensación de estar observados y otros fenómenos como un calor insoportable que salía de los radiadores como si fuera fuego o el agua caliente del baño de repente salía a una temperatura tan alta que quemaba la piel del que se encontrara bañándose. 

fotografia

Muchos de los clientes que han pasado por la habitación 510 han tenido experiencia muy desagradables, como de repente notar un olor pestilente, luces que se apagan y se encienden sin que haya una explicación, el teléfono sonar y nadie contestar al cogerlo. También cuentan que en ocasiones se ha filtrado una luz por debajo la puerta de la habitación con si fuese de fuego y al abrir no había nada. No se sabe si son leyendas o fenómenos paranormales pero si se quiere experimentar verdadero miedo en la noche de Halloween, se recomienda  alojarse en la habitación 510 del Hotel Meliá Zaragoza, antiguo Corona de Aragón y luego que cuenten la experiencia.

fotografia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: