En la canción y cine, hemos tenido en España varios niños que han dado muestras de ser superdotados, Pablíto Calvo, Joselíto, Marisol, Ana Belén, Rocío Dúrcal, Pili y Mili, etc. Pero las leyes cambiaron y la protección al menor aptó por dejarlos crecer sin presiones y se limitaron la presencia de menores en televisión y espectáculos. La nueva formación del grupo Parchís por ejemplo, está limitado a solo actuar los fines de semana para que los componentes del grupo musical puedan estar correctamente escolarizados.

fotografia

La organización internacional de superdotados MENSA, con sede en Reino Unido y que reúne a los niños con capacidades excepcionales ha dado a conocer a Heidi Harkin, una niña de cuatro años que en el test de inteligencia demostró que su capacidad sobrepasa con creces la de cualquier niño y cualquier adulto. Se espera que si su trayectoria intelectual se mantiene, el mundo se encontrará ante una eminencia en la materia que ella elija para dedicar su vida.

fotografia

Cuentan sus padres, un profesor y una actriz, que Heidi aprendió a leer, sumar y restar ella sola a los dos años  por instinto propio. Se dieron cuenta enseguida que su niña no era como las demás  ya que casi recién nacida ya intentaba decir alguna palabra  y al año ya hablaba perfectamente. El promedio de un adulto normal es un coeficiente de 100, mientras que el de Heidi es de 159, casi igual que Alber Einstein o Stephen Hawking.

fotografia

Los niños superdotados suelen buscar la compañía de personas mayores pues están constantemente haciendo preguntas que los demás niños no pueden contestar, por lo que el presidente de MENSA puntualiza que hay que facilitar a estos niños un ambiente positivo para su desarrollo y mantenerlos motivados para ir cultivando su inteligencia poco a poco para que no pierdan su infancia. Ya se conocen casos anteriores que han sido más maestros que alumnos y no han tenido niñez, siendo exíbidos como espectáculo, como han sido los casos de violinistas, pianístas, etc.

fotografia

Heidi Hankins tiene los ojos verdes, una sonrisa contagiosa y una expresión alegre y contenta como cualquier niña, pero ella es muy diferente. Se ha convertido en el miembro más joven de MENSA, que junto con los padres trabajan el gran potencial de la niña para evitar posibles fracasos que se pueden dar cuando se desconocen los grados de inteligencia de estos menores que nacen superdotados.

fotografia

fotografia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: