Cleveland venció a Golden State y puso la final de la NBA empatada 1 a 1.
En otro encuentro vibrante y repleto de emociones, tal como lo fue el primero, los Cavaliers se llevaron una victoria sumamente importante, y ahora van a jugar como locales, con la serie igualada. En la primera fase, se habian enfrentado, con una victoria y una derrota para cada uno. Cabe destacatar también, que en el enfrentamiento de anoche, hubo varios fallos arbitrales que resultaron dudosos y, varios desacertados.
En el primer partido, el victorioso resultó Golden State. Al igual que en aquel, en este también hubo que mantenerse a la expectativa, esperar hasta el ultimo intento por convertir, y así, otra vez ir a la prorroga. Pero en esta ocasión, el triunfo fue para los del otro bando, por tan solo dos unidades de diferencia.
Nuevamente se vio a dos equipos muy parejos. Los visitantes pudieron contener de manera considerable a Stephen Curry, por ello, el que fuera el mejor equipo de la temporada regular, tuvo que apelar mas a los físico. Justamente, el territorio al que lo quiso llevar, y que mejor domina  el conjunto que comanda Lebron James.
Hablando del astro, fue el máximo anotador del encuentro con 39 puntos. Además, bajo 16 rebotes y metió 11 asistencias.
Números escalofriantes para Lebron, que juega su sexta final. La quinta de manera consecutiva.
El martes se verán las caras una vez mas, en lo que será el tercer choque. El primero en Cleveland. El jueves va a darse la cuarta cita, y los Cavaliers intentarán aprovechar la localía para sacar ventaja, y así, volver a viajar, dejando a los Warriors sin margen para el error.
Cleveland busca su primera consagración, mientras que Golden State lleva mas de 35 años sin conseguir el anillo.
Una serie que promete llegar a disputar los siete (7) encuentros. Con muchos condimentos y suspenso en cada uno de los sus partidos.
Por ahora, la final está igulada.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: