exposición Galas de  México

El museo Somaya de la fundación Carlos Slim aprovechó la celebración de Día de muertos del año pasado, 2013, para rendirle un tributo a Galas de México, antigua imprenta que ha visto transcurrir en sus tintas una parte de la historia de nuestro país. Como imprenta ha narrado a través de calendarios, caricaturas, pinturas y más, el lento cambio de las épocas y los años; hora, gracias a la exposición, he tomado notas de cómo se ha narrado un poco de esa historia.

Los calendarios son una tradición para Galas de México, estos se hacían de un modo artesanal incluyendo en el elaborado un toque más de arte para dar un resultado original y único; pues la creación del calendario comienza con la mano del artista y esta imprenta ha visto a muchos de ellos, algunos en especial han dejado su marca o han marcado la cultura de nuestro país, como las pinturas de príncipes aztecas que remontan a un tiempo más colorido

El proceso cromolitográfico era el preferido pro Galas de México, este comenzaba con una pintura –que bien pudiera ser un oleo, pastel, acuarela, una fotografía incluso- que era fotografiada mediante filtros de color para imprimirse con la técnica conocida como Offset. Esta es descrita dentro de la misma exhibición como:

En la elaboración de calendarios, cuando se armaba la caja de texto con el logotipo y la leyenda solicitada por el cliente, las laminas en la maquina rotativa se entintaban con los colores básicos de impresión: rojos o magenta, azul o cian, amarillo y negro –CMYK-. La tinta se transfiere entonces a un cilindro de caucho que imprime directamente en el papel. Este proceso se conoce como Offset o impresión directa. Para reutilizar las láminas metálicas, se borra la imagen con graneado de arena.
Algunos de los resultados son:

Museo Somaya

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: