fotogarfia

Nueva York abrió las puertas del Museo de la Memoria para recordar a las víctimas y los héroes que dieron su vida el 11 de septiembre de 2001. Inaugurado por el presidente Barak Obama el acto se retransmitió por las principales cadenas de televisisión de Estados Unidos y en su discurso el presidente manifestó: "es una experiencia profunda y conmovedora que le permitirá a los visitantes "conocer" y recordar a las casi 3.000 víctimas de los atentados perpetrados por 19 terroristas que hace caso 13 años secuestraron cuatro aviones comerciales".

fotografia

fotografia

Este Museo ha sido construído en el subsuelo de las piscinas donde antes estaban las Torres del World Trade Center y en una de las muchas  salas de exposiciones se encuentran los restos de un camión de bomberos, en otra dos tridentes de cero que formaron parte de la fachada de la Torre Norte y un motor de un ascensor de la Torre Sur.

fotografia

En otra de las salas se puede contemplar "la última columna" que pesa 56 toneladas y con 11 metros de alto retirada de la "zona cero" en 2002 y que se encuentra repleta de mensajes, fotos y recordatorios del personal voluntario que participó en el rescate así como familiares que han querido dejar testimonio de su profunda tristeza. En las salas principales se encuentran gran cantidad de fotografías y objetos personales de las víctimas y del personal de rescate en un sobrecogedor recorrido.

fotografia

El responsable de este museo memorial del 11- S, Joe Daniels manifestó: "El museo ayudará a contar lo que no entendieron las personas que atentaron contra nosotros: los lazos que nos unen se fortalecen de manera extraordinaria cuando tenemos que enfrentar este tipo de circunstancias inimaginables".

fotografia

No todo fueron homenajes a las víctimas ya que un grupo de familiares demostraron con sus quejas el descontento por haber puesto una tienda de recuerdos que consideran una "mercantilización" aprovechando el dolor ocasionado por los atentados. Así mismo, también protestaron por haber retirado una gran cantidad de fragmentos humanos sin identificar que se recogieron de la "zona cero" y que nunca han sido cotejados.

Fuente:

El Museo inauguración

fotografia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: