BERNARD MARX, es el protagonista de un mundo idílico, planeado con método y lógica, pero que se sostiene gracias a una droga que mantiene alienados tantos a los miembros más selectos, como a los mas bajos especimenes. Este es Un mundo feliz de Aldous Huxley.

En un futuro no muy lejano, la sociedad fordiana, así llamada en honor a Henry Ford, que ha sustituido a Dios, cada individuo es creado en un laboratorio de genética y reproducción. Cada embrión es destinado a una casta que determinara su futuro y su papel en esta sociedad, y como tal es criado y alimentado, en una cadena de producción.

Hace unos años hubo un error en esa cadena, y un embrión fue configurado erróneamente, pero en vez de desecharlo, uno de los dirigentes como experimento quiso que se continuase con el proceso. Bernard Marx es el hombre que resulto de aquel experimento, y aunque es incluso más inteligente que el alfa plus de su casta, su aspecto físico no es tan impresionante. Se siente intimidado sobre todo frente a las mujeres y en particular frente a Lenina, una genetista beta, de la que esta enamorado.

El amor en esta sociedad no existe, solo el sexo, sin compromiso y sin procreación, y para procurar la felicidad de las castas más altas a las más bajas, una droga llamada soma que proporciona un estado parecido a la felicidad. Aunque Bernard Marx no consume soma y además tiene el arrojo de enamorarse.

Bernard  Marx es un inconformista que es critico con su sociedad, un inadaptado que cuestiona el sistema y aunque esto le enfrenta a su superior, también consigue permiso del mismo para visitar la reserva salvaje, un lugar en el que no se siguen las reglas de la sociedad fordiana. En este viaje Bernard Marx se lleva con el a Lenina, quizás en un intento de humanizarla, de hacerla menos fordiana y mas parecida a si mismo, con la esperanza que quizás se enamore de él. Pero en la reserva salvaje no rigen las rígidas normas de la sociedad fordiana, y la sorpresa y el azar son posibles. El experimento Bernard Marx puede tener reacciones que no gusten a sus superiores.

La vuelta de Bernard Marx a la sociedad freudiana supondrá una revolución.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: