El costeño  se caracteriza por ser alegre, despreocupado,  bailador,  que a todo le saca sabor inclusive en los momentos más trágico no se sabe  si es debido a su cercanía con el mar y el rio o por calor del sol que irradia con sus esplendor  cada rincón de la esa  región Caribe.

Todo esto quizás  ha llevado que en  la costa se tejan historias llenas  fantasía que se convierten  en leyendas populares  donde la realidad a veces supera la ficción.

Les contare algunas de ellas y al final juzguen ustedes sin son realidad o fantasía.

El hombre Caimán:

Cuenta la leyenda que hace tiempo en Plato Magdalena  una ciudad de la costa existía un pescador muy mujeriego que le gustaba ir al rio  a ver las mujeres bañarse en este, se escondía entre la maleza para no ser descubierto y debido que veces había mucha gente en el rio y con el temor de ser descubierto.

Se le ocurrió acudir donde un brujo para que le preparada una pócima que lo convirtiera en un caima y así poder observar mejor sin temor a ser descubierto.Así que el brujo hizo 2 pócimas uno que lo convertí en caimán y otra que lo convertía nuevamente en humano, por lo que necesitaba al ayuda de un amigo quien era el que le suministraba la pócima para que nuevamente se convirtiera en humano, pero un día el amigo que siempre lo ayudaba no pudo ir ayudarlo en su lugar fue otro que al verlo se asusto tanto que dejo caer la pócima, y al momento de caer al suelo  cayeron alguna gotas en su cabeza quedando convertido en “el  hombre caimán”, con la cabeza de un humano y el cuerpo de un caimán. Cuenta algunos que lo han visto que sale en el rio, sobre todo cuando hay mujeres bañándose, otros dicen que de  tristeza al no encontrar el brujo que lo convirtiera nuevamente en hombre; ya que este había muerto decidió dejarse arrastrar por el rio a hasta la desembocadura del rio con el mar en bocas de ceniza en Barranquilla, de ahí la canción  “se va el caimán para Barranquilla”.

 

La sirena del Guatapuri  

Antiguamente según la tradición de nuestros padres y abuelos en Semana Santa  era prohibido bañarse después del medio día y sobre todo en el rio porque era un   día Santo.

Según la leyenda  que una vez una niña en Valledupar que le encantaba bañarse en el rio Guatapuri  le pedio permiso a su mamá para irse  a bañar  al rio,  su mamá le dijo que no y  le prohibió que fuera por ser Jueves Santo, pero tantas eran las ganas de la niña de bañarse en el rio que desobedeció a su mamá y cuando se lanzo al rio apenas toco el agua quedo convertida en sirena, su madre al ver que la niña había desaparecido corrió al rio a buscarla porque creyó que esta se había ahogado, pero se sorprendió al ver que su hija se había convertí en sirena, quien lloraba tristemente  por su desobediencia.

Cuentan los abuelos que antes la sirena salía a las rocas los Jueves Santo y emitía sus hermosos cantos que se escuchaba por todo el valle, al tiempo que brindaba a su madre las lágrimas de la desobediencia.

 

La leyenda de Francisco el Hombre:

Cuenta la historia de un juglar vallenato que era conocido en su época por ser el mejor intérprete de la acordeón.  

Un día, Francisco el Hombre se dirige a su pueblo, luego de una parranda de varios días. Iba como siempre, sacando notas a su acordeón, cantando para aligerar el camino. De repente Francisco se dio cuenta que cada melodía que interpretaba era respondida por una melodía mejor la cual era interpretada por alguien que él jamás había escuchado. El interpretaba una melodía y esta era respondida nuevamente por una mejor. Luego de casi dos horas Francisco se encontraba atónito por la interpretación de su contendor, éste le estaba ganando.

Francisco se fue siguiendo la melodía de su adversario hasta que por fin lo divisó entre la penumbra de la noche, sin embargo no lograda identificar plenamente a su contendor. De pronto un rayo de luz penetró por entre la penumbra y la silueta de su contendor se hizo evidente: era el diablo, fue entonces cuando comprendió lo que estaba sucediendo y por qué estaba siendo derrotado en una disciplina en la cual era el mejor. Francisco también comprendió lo que debía hacer, acercó el acordeón a su pecho, miró hacia el cielo, abrió el acordeón y entonó el credo al revés. En ese instante la penumbra desapareció y se llevó consigo al diablo el cual fue contundentemente derrotado por la habilidad y destreza del desde ese entonces legendario Francisco el Hombre.

 

Joselito Carnaval:

  

Esta es la historia de un  Barranquillero llamado José y de cariño le decían Joselito que encantaban como a ninguno las fiestas de carnaval  y en uno de esos carnavales se perdió de su casa desde el sábado de carnaval, para gozarse los carnavales y durante ese tiempo no paro de bailar, de ir de en fiesta en fiesta y desfile en desfiles, y con una botella de ron como compañía, así que cuando llego el ultimo día de carnaval Joselito no podía más  cayo tendido  en el suelo de la borrachera, cuando su familia lo encontró creyeron que había muerto , organizaron su entierro y lo pasearon por las calles gritando y llorando desconsolada, en ese momento Joselito despertó diciendo "No estaba muerto... estaba de parranda....". Desde entonces Joselito simboliza que los martes del carnaval  muere el carnaval, pero queda la esperanza para los Barranquilleros que el próximo año Joselito se levantará  para comenzar uno nuevo.

 

La Barriga de Trapo:

Son una de esas historias  de no creer, a eso del año 1.997  una joven al saber  que su novio la estaba engañando con su mejor amigo y para no perderlo le dijo a este que estaba embazada.

Así que comenzó a simular mareos y nauseas síntomas típicos del embarazo, a tomar abundante agua para que se le inflara el estoma, pero al ver que pasaban los meses, y no le crecía la barriga la gente comenzó a decirle  que no se le notaba la barriga por lo que ella decidió tomar medidas más drásticas.

Se creó una barriga falsa poniéndose  un vestido de baño enterizo de color negro, que le servía para sostener toda la ropa que se metía en el estomago, se  vestía con prendas anchas y largas, y  así aparentaba un embarazo real, pero exagero  un poco con la cantidad de ropa que se ponía y su barriga era enormemente, debido a su tamaño su familia comenzó a decirle que parecía que no fuera a tener un solo hijo si no mello, por lo que se invento  iba a tener nueve hijos.

El rumor de que una mujer joven primeriza que iba a tener nueve hijos  se rego por todos lados hasta llegar a oídos de un periodista que hizo pública la noticia; y esta se extendió  por todo el país hasta, le dio la vuelta el mundo “joven primeriza va tener 9 Hijos”; las ayudas  de la gente para ayudar a la pareja  no se hicieron esperar, prometían darle pañales, ropa, educación, cuidados medios etc.

La joven nunca se había hecho una ecografía a doliendo  creencias religiosa, pero los médicos de la ciudad insistían que era necesario, y entonces fue cuando la joven no puedo sostener mas la mentira, resultando que los nueve hijos eran solo trapos, y el pobre padre que antes era apodado macho Man alardeando de su virilidad termino siendo “ Macho Trapo”.

La barriga de trapo se convirtio en el mejor disfraz   de los carnavales de la época.

En este mundo costeño se tejen historias como esta a diario y muchas de ellas no han sido contadas.

Hay muchos que piensa que Gabriel García Márquez no tuvo que inspirarse mucho para crear el macondo de Cien años de soledad, porque solo tenía que mirar la historia de su pueblo, de su pueblo costeño.  

Hoy en día muchas de estas historias como otras que han sucedió. han servido de inspiración de muchas novelas Colombianas con gran éxito en la televisión, como Chepe Fortuna actualmente y en el pasado Escalona, Guajira, Alejo duran, Galito Ramírez, San tropel y muchas más.    

 

 

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: