No siempre la mujer es la víctima

Cada son más las mujeres, que levantan la voz contra determinados movimientos feministas

Consideran que bajo el discurso victimista, se está regresando al puritanismo y a una vieja moral, que ya se había enterrado, olvidando de este modo la herencia recibida de la revolución sexual de la mujer.

Posturas feministas y reacción de las mujeres que no piensan del mismo modo

Esos movimientos feministas, califican todo lo que el hombre hace con la mujer de machismo, a lo que añaden que son muchos los hombres que ven a la mujer como un mero objeto sexual. 

Reaccionan de forma violenta cada vez que una mujer expone una situación a la que ha tenido que hacer frente con algún hombre, sobre todo si esta tienen algún tipo de relación con el plano sexual.

Son feministas radicales, que llenan las páginas de los diferentes  medios de comunicación, redes sociales y medios audivisuales de acusaciones que rayan la grosería con todos los hombres.

Por el contrario, hay numerosas mujeres que no ven el asunto de una manera tan reaccionaria. Eso no significa, que no estén concienciadas contra determinados abusos que sí cometen los hombres, son esos los que ellas remarcan que hay que evitar que sucedan.

También señalan, que el que un hombre roce una parte del cuerpo de la mujer, no es ni una violación ni una obscenidad.

No siempre la mujer es la víctima

Del mismo modo, que no se puede obligar a que todos los hombres vean las cosas del mismo modo, o piensen de la misma manera, las mujeres no tienen que pensar por obligación igual que estos movimientos.

No quiere decir que esas mujeres estén a favor de los abusos que cometen algunos hombres, si no que no pretenden generalizar ni terminar con la carrera profesional de todos ellos.

Tampoco ímplica que todas las mujeres tengan que formar parte de ese totalitaritarismo al que aspiran estos movimientos feministas.

No siempre la mujer es la víctima

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: