fotografia

La lluvia de otoño hace que aparezcan hormigas con alas, son las que próximamente formarán nuevos hormigueros donde se desarrollará un régimen de matriarcado. Los machos voladores tienen una vida muy corta, lo suficiente para fecundar a las hembras voladoras. Una vez fecundadas las hembras pierden las alas ya que no las necesitan ya que nunca saldrán del nido que van a construir. Han realizado el único vuelo de su vida y al ser fecundadas ya están preparadas para organizar una nueva colmena en un terreno húmedo favorable para abrir una cavidad.

fotografia

Los primeros huevos que ponen les sirven para su propia alimentación y de los demás pasado un tiempo comienzan a nacer las larvas que se transformarán en obreras que saldrán a buscar alimento y lo almacenarán. A medida que la reina se alimenta mejor pone mucha más cantidad de huevos. De las hormigas obreras hay de dos clases, unas tienen las mandíbulas mucho más potentes y se quedan a defender el hormiguero por lo que se convierten en hormigas vigilantes o saldados.

fotografia

A partir del tercer año es cuando nacen hormigas aladas de los huevos no fecundados, los machos tienen una única misión y es fecundar a las hembras que en este único vuelo conseguirán prepararse para para formar nuevos hormigueros en un ciclo que se repite incansablemente. Las hormigas de cada hormiguero se reconocen por el olor por lo que si una hormiga se equivoca de nido las hormigas soldado la expulsaran de forma inmediata y muy agresiva.

fotografia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: