Menores violentos

Evidentemente algo se está haciendo mal, tanto por parte de los padres, como de la sociedad 

Campan a sus anchas por las calles de cualquier ciudad, atemorizan a todas las personas que circulan alrededor, sin importar su edad o sexo, niños, otros jóvenes, hombre, mujeres y ancianos son sus víctimas, nadie está libre de ellos.

Estos jóvenes ni pertenecen a familias desestructuradas, ni forman parte de sectores marginales de la sociedad. Proceden tanto de familias de bajo nivel ecónomico, como de un nivel alto.

Sus víctimas y lugares para actuar

Tampoco siguen un patrón establecido a la hora de elegir a sus víctimas, atacan en sus centros escolares, en las paradas de autobús o metro, no tienen una zona fija para actúar sino que la van variando. Son jóvenes, incluso algunos demasiado ya que apenas tienen 13 años de edad, los más mayores rozan los 18. Su comportamiento es extremadamente violento, van armados hasta los dientes, llevan bates, porras, navajas y puños americanos, incluso algunos se hacen acompañar por perros de raza peligrosa, todo un arsenal, con el que pretenden aterrar a cuantas más personas, mejor. Algunos jóvenes tratan de hacerles frente para impedir su violencia desmesurada, sin embargo, otros aplauden sus acciones y comparten con ellos de colgar en las redes sociales, los vídeos de las agresiones que han realizado, orgullosos de los actos que han cometido.

Menores violentos

Y  mientras la sociedad contempla entre perpleja y atemorizada los acontecimientos que suceden, eso sí cuando tiene noticia de que estos menores han cometido una nueva agresión, reacciona con profunda rabia e indignación.

Ante estas agresiones, no se puede buscar un único culpable, sino más bien se debe realizar un ejercicio de autocrítica, algo que se práctica con demasiada poca frecuencia, y pensar donde y en que se ha fallado, hacerlo de un modo pausado y sosegado, sin excluir a nadie .Porque es posible que una parte importante del problema la tenga la sociedad en general, y no solo los padres permisivos, que no supieron o no pudieron atajar de forma ejemplar el problema que se les avecinaba.  

Menores violentos

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: