Estamos acostumbradas a empezar el día con un café, acción que repetiremos a media mañana, hora de almuerzo y para ayudarnos a estar alerta en el resto del trabajo diario. Pero cuando estamos embarazadas ese alto cafebconsumo de cafeína puede pasarnos la cuenta.

Se dice que las mujeres embarazadas no pueden consumir nada de café ya que puede provocar malformaciones a los bebés. Dicha afirmación nunca ha podido confirmarse ni negarse, por lo que los expertos recomiendan disminuimos la cantidad a ingerir, como manera de prevenir posibles problemas, pudiendo seguir disfrutándolo durante la larga espera.

Los médicos ponen el límite para un consumo responsable en los 350 miligramos (mg) al día, pero dentro de ello debes considerar otras bebidas que también contienen cafeína, como es el caso de las gaseosas cola.

Para hacerte una idea, te mostramos algunos ejemplos:

  • Taza de café instantáneo 206 mg

  • Taza de Express: 100 mg.

  • Lata de bebida cola 56 mg,

  • Una taza de té 36 mg

Si es el café no forma parte importante dentro de tu dieta lo mejor es que lo dejes, aprovechando de reemplazarlo con leche, yogurt o líquidos más nutritivos que te entregan a ese niño por nacer y a ese organismo trabajando a toda máquina, la energía para hacer de esos nueve meses algo agradable y sobretodo saludable.

Imagen: Hola

 

Información ofrecida por www.canalwoman.com

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: