Las leyendas y los mitos

Leyendas y mitos hay miles, unos de terror, otros de amor. Pero no queda claro en ninguno de ellos que tienen de cierto y que tienen de fantasía. 

Sobre las leyendas y los mitos se han escrito un gran número de libros, también se han rodado un buen número de películas. Ambos términos han corrido de boca en boca por todos los pueblos y ciudades del mundo.  

Diferencia entre mito y leyenda

Es interesante saber en que se diferencian los dos términos para entenderlos mejor. 

Los mitos: se definen,  cómo relatos en los que normalmente ocurren acontecimientos maravillosos, suelen estar protagonizados por seres sobrenaturales. Tienen tres características; la primera surge de formarse una pregunta existencial, la segunda es que siempre aparece un contrario; la tercera característica es que de forma habitual siempre se produce la reconciliación entre dos polos que son considerados opuestos. 

Las leyendas: se trata de narraciones que son orales o escritas y que en mayor o menor medida están formadas por algún elemento imaginativo. Parten de base de que se han creado bajo un marco histórico y normalmente se quieren transmitir cómo historias ciertas. 

Ejemplos de mitos son todos los aspectos relacionados con la mitología griega. También se habla de mitos cuando alguien se está refiriendo a algún personaje famoso y que ha destacado por algo a lo largo de su carrera, ya sea actor o músico. 

Algunas leyendas

Son historias que se producen en todo el mundo y que pueden ser más o menos creíbles. 

La leyenda del jinete sin cabeza: Es una leyenda que se hizo muy popular en México hace varios siglos. Cuenta la leyenda que había un jinete que estaba acostumbrado a recorrer las calles por las noches. Una noche en la que hubo una tormenta el jinete desapareció y no se volvió a saber nada de él. Fueron varios los años que estuvo desaparecido, pero otra noche de tormenta, volvió a aparecer pero lo hizo sin cabeza. Nunca se supo que le pasó, pero todas las noches de tormenta pasea por las calles del mismo modo que lo hacía en vida. 

En España durante el siglo XV circulo la leyenda llamada el paso honroso: Según la leyenda un caballero llamado Don Suero de Quiñones prometió que llevaría en el cuello una argolla de hierro para demostrar el amor que tenía por Doá Leonor de Tovar. Quedaría libre de su promesa cuando se hubieran roto unas trescientas lanzas en diferentes combates. Después de celebrarse los mismos, el caballero quedó libre y peregrinó a Santiago con el objetivo de dejarle al Apóstol Santiago un lazo azul que le había dado su amada. 

Leyendas hay muchas por todo el mundo pero no todas tienen que ser ciertas. 

 

 

 

 

 

Las leyendas y los mitos

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: