Quiero hacerles llegar esta letanía de los aborígenes americanos, llamados Chinuk. Esta letanía, es una invocación al espíritu y sabiduría de todas las cosas y de todos los seres del universo. En el cosmos, todos estamos entretejidos y, aunque sigamos caminos separados, todos tenemos un derecho común, el derecho a la vida.

                                       Invocación

Invoco a la tierra, mi planeta, con sus hermosas simas y sus encumbradas alturas, su vitalidad y su abundancia de vida y les pido: "Enséñenme y muéstrenme el camino"

Invoco a las montañas, a las cascadas y a los verdes valles y los prados llenos de flores silvestres, a las nieves eternas, a las cimas de profundos silencios y les pido: "Enséñenme y muéstrenme el camino"

Invoco a las aguas, que recorren la tierra de horizonte a horizonte, que fluyen en nuestros ríos y arroyos y que caen sobre nuestros jardines y campos y les pido: "Enséñenme y muéstrenme el camino"

Invoco a la tierra en donde crecen nuestros alimentos, al terreno que los alimenta, a los campos fértiles, a los exuberantes jardines y huertos y les pido: "Enséñenme y muéstrenme el camino"

Invoco a los bosques, a los grandes árboles que se alzan firmes hacia el cielo, con la tierra entre sus raíces y el firmamento entre las ramas, al abeto, al pino y al cedro y les pido: "Enséñenme y muéstrenme el camino"

Invoco a las criaturas de los campos, de los bosques y de los mares, a nuestros hermanos lobos y los ciervos, al águila y a la paloma, a las grandes ballenas y a los delfines; a la hermosa orca y al salmón y les pido: "Enséñenme y muéstrenme el camino"

Invoco a la luna, a las estrellas y al sol, que gobiernan el ritmo y las estaciones de nuestras vidas y nos recuerdan que formamos parte de un inmenso y maravilloso universo y les pido: "Enséñenme y muéstrenme el camino"

Invoco a todos aquellos que han vivido en este mundo, a nuestros ancestros y a nuestros amigos, que desearon lo mejor a las futuras generaciones y, a aquellos sobre cuyas vidas se han construído las nuestras y con agradecimiento les pido: "Enséñenme y muéstrenme el camino"

Y finalmente, invoco a aquello que considero más sagrado, a la presencia y el poder del gran espíritu del amor y la verdad y que fluye por todo el Universo...para que nos acompañe y les pido: "Enséñame y muéstrame el camino".

                           Libertad por andreacanon.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: