¿Alguna vez imaginaste el terror de entrar en un laberinto de tiempo? ¿No? Pues hace no muchos años el autor argentino Jorge Luis Borges imaginó uno en su relato "El jardín de senderos que se bifurcan", un genial ejemplo de literatura hispánica.

 

 

 

 

Borges caminando por la ciudad

Borges es conocido por la dificultad de su literatura pero no estaría de más comentar que en realidad se trata de una literatura allegada a la mitología y a las antiguas tradiciones esotéricas de nuestra humanidad.

fractal

Curiosamente los escritos del maestro argentino deben leerse no de una manera racional sino fantástica, con una apertura de nuestra parte a la imaginación.

La argumentación de este cuento es muy sencilla: si el tiempo es una línea infinita, eso quiere decir que entre cada intervalo de esa línea imaginaria se encontraría nuevamente todo el infinito tiempo. Imagina entonces las posibilidades de universos que existen en esa línea. Como no tiene fin uno corre el riesgo de perderse. 

fractal2

Lo verdaderamente interesante de esto es que nuestra vida misma es ese laberinto angustiante, de tiempo con lo cual se verifica el terror de nuestra existencia. Somos a la vez y no somos. Existen infinitas posibilidades de cada persona. En el texto se puede leer:

"La explicación es obvia:El jardín de los senderos que se bifurcan es una imágen incompleta, pero no falsa, del universo tal como lo concebía Ts'ui Pên. A diferencia de Newton y de Schopenhauer, su antepasado no creía en un tiempo uniforme, absoluto. Creía en infinitas series de tiempos, en una red creciente y vertiginosa de tiempos divergentes, convergentes y paralelos. Esa trama de tiempos que se aproximan, se bifurcan, se cortan o que secularmente se ignoran, abarca todasla posibilidades. No existimos en la mayoría de esos tiempos; en algunos existe usted y no yo; en otros, yo, no usted; en otros, los dos. En éste, que un favorable azar me depara, usted ha llegado a mi casa; en otro, usted, al atravezar el jardín, me ha encontrado muerto; en otro, yo digo estas mismas palabras, pero soy un error, un fantasma."

borges en la biblioteca

Es interesante observar cómo la literatura tiene la capacidad de transformar la manera en que entendemos el mundo.

¿Alguna vez, entonces te has sentido triste por querer saber el significado de nuestra vida? Pues en este cuento tenemos una pista: algo que le da sentido a nuestra vida es la capacidad que tenemos de elegir, de entre infinitas posibildiades, aquello que nos hace bien.

laberinto2

Tal vez esa capacidad sólo pueda desarrollarse si experimentamos ese horror y esa angustia ante la infinitud del TIEMPO, algo que es terrible pero que a través de la imaginación se vuelve una herramienta que dota de sentido a la realidad, nuestra vida. A esto se le llama experiencia metafísca.

No cabe duda que la palabra nos otorga grandes posibilidades de visualizar y visitar mundos nuevos e inexplorados. ¿Quién diría que, después de todo, se trata solamente de un cuento?

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: