A inmigración española en Brasil

La pobreza y el desempleo en el campo fueran los responsables por la inmigración española en Brasil que iniciase en la década de 1880. En la realidad, la presencia española en tierras brasileñas acontece desde el inicio de la colonización de Brasil. Pero, solo se puede hablar de una efectiva inmigración de españoles para Brasil a partir del final del siglo XIX.

El Brasil como nuevo destino

En finales del siglo XIX, con el desenvolvimiento de la tecnología naval, millares de personas marcharan de Europa en busca de mejores condiciones de vida en las Américas.

En el caso de España, la inmensa mayoría rumbaba para sus colonias o ex colonias, por los lasos históricos y culturales que mantenían y, por ese facto, los destinos preferidos de los inmigrantes españoles eran la Argentina, el Uruguay y Cuba.

Algunos de estos países hispánicos pasaban la enfrentar problemas financieros y dejaban de ser un destino atractivo para los españoles. Al mismo tiempo, Brasil estaba atrayendo inmigrantes, afín de abracar las cosechas de café que se expandían largamente por el País. La riqueza generada por el café acabo por seducir millares de españoles, que partirán para Brasil à procura de una nueva vida.

En la década de 1880, llegaran los primeros españoles en Brasil, siendo 75% con destino a las haciendas de café en São Paulo. En el final del siglo XIX, la grande mayoría era de gallegos, que se abrigaran en los principales centros urbanos brasileños, siendo ellos: São Paulo, Rio de Janeiro, Minas Gerais y Bahia. Inmigraran en grande número para Brasil hasta 1950, período en que entraran cerca de 700.000 españoles en el país y eran principalmente oriundos de Galicia y Andalucía.

Los recién llegados disputaban desde las ofertas de empleo menos cualificado, hasta los espacios de morada disponibles junto a los segmentos más pobres de la populación local, sobretodos mestizos y negros que también tomaran el rumbo de las ciudades, a pos la Abolición de la Esclavatura.

En el inicio del siglo 20, muchos españoles se dedicaran al trabajo en la industria de São Paulo, donde grande parte de los operarios eran españoles.

Los gallegos en la ciudad y los andaluces en el campo.

Los primeros españoles llegaran al Brasil en la década de 1880. Hasta el final del siglo XIX, la grande mayoría eran de gallegos, que se fijaran principalmente en centros urbanos brasileños de São Paulo, Rio de Janeiro, Minas Gerais y Bahia. Debido a la proximidad entre gallegos y portugueses, aquellos eran muchas veces confundidos con estos.

En el comienzo del siglo XX pasaran a predominar los andaluces. Con la decadencia de la inmigración italiana en Brasil, los españoles fueran atraídos a los millares para Brasil afín de substituir a la mano de obra italiana en el café. Otros grupos importantes fueran los catalanes, vascos y valencianos.

Surgió rápidamente una comunidad española de operarios, trabajando en las nescientes industrias brasileñas. Cerca de 78% de los españoles quedaran concentrados en el estado de São Paulo. Estima se que, entre 1880 y 1960, más de 750 mil españoles inmigraran para Brasil. Apenas los portugueses y italianos llegaran en mayor número.

Con la tomada del poder por el dictador Francisco Franco, la inmigración disminuí. Pero, la Guerra Civil Española formaría un nuevo flujo de inmigrantes que huyan para Brasil. O crecimiento de la economía española después de la guerra ha hecho que el número de inmigrantes bajara y paso a ser poco significativa.

Los españoles concentraran se sobretodo en el estado de São Paulo, que atrajo cerca del 70% de los inmigrantes hispánicos y quedo marcada principalmente por la división de los españoles: los Gallegos se fijaran en las ciudades, mientras los Andaluces se dedicaran a cosecha de café en São Paulo, como ya visto. La inmigración española fue grande Hasta la década de 1930, estimase que hasta entonces tengan entrado en Brasil más de 700 mil españoles, quedando atrás apenas de los italianos y portugueses.

Los españoles introducirán la creación del ganado, que rápidamente torno se la economía predominante en Rio Grande del Sul. La populación se concentraba en los pampas, teniendo habido una fusión de las costumbres españolas, portuguesas y indígenas, que dieran originen al tipo regional gaúcho. Mismo que el gaúcho fuese más portugués que español, la influencia cultural venida de los países vecinos tornaran los gauchos de los pampas demasiados hispanizados, a punto de hablaren un dialecto que mesclaba elementos españoles y portugueses.

La rápida aculturación y los pocos rastros de la presencia del colectivo de origen español tal vez se explique por la proximidad cultural, el aportuguesamiento de los apellidos o el resaltado de otros orígenes con mayor reconocimiento social (alemanes, italianos, portugueses...) pero sobre todo por el carácter envolvente de la cultura brasileña, lo que demuestra su fuerza y vitalidad. Es una pena constatar que existan tan pocos estudios en España sobre la inmigración española en Brasil, hecho que debería cambiar lo antes posible ya que entre Brasil y España hay más cosas en común de lo que ellas mismas imaginan.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: