Al contrario de lo que pueda parecer, un desayuno completo ayuda a combatir la obesidad y la diabetes. Para conseguirlo, hay que introducir en la primera comida del día el 25% de las calorías diarias.

Si no se come adecuadamente por las mañanas, el riesgo de caer en la tentación de pegarse atracones a lo largo del día aumenta. Además, esta primera ingesta ayuda al cuerpo a activar el metabolismo. Un metabolismo activo ayuda a quemar grasas más rápidamente.

Un desayuno sano y equilibrado debe estar compuesto principalmente por: Hidratos de carbono y proteínas con poca grasa además de vitaminas.

Estos son algunos de los productos que debería incluir en su desayuno para que sea completo y además conservar la línea:

  • Una pieza de fruta o un vaso de zumo natural
  • Un vaso de leche desnatada, un yogur descremado o una tarrina pequeña de queso fresco.
  • Tres galletas tipo digestive, una tostada de pan de molde o dos biscotes de pan tostado.
  • Pavo o jamón york
  • Una cucharadita pequeña de cacao, mermelada light o mantequilla. (Opcional)
  • Café y/o infusiones (Opcional)

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: