El año pasado mi hija hizo la comunión. Es un gasto considerable.Y no solo es eso sino que supone un sinfín de preparativos. Nada mas comenzar el curso ya nos estaban dando la lata con que en cuanto supiésemos la fecha de la comunión deberiamos reservar el restaurante o llamalo x donde celebrar el evento.

Nos dieron la fecha en Noviembre y ya teníamos problemas con el sitio. Se presenta un problema con esto, pues como la ceremonia es por la mañana, después de la comida ¿que haces con la niña vestidita de comunión? La metes en casa? te vas al retiro? A un parque? A una terraza? y detrás toda la familia. En casa no estaba dispuesta. Meter a propios y extraños en 60 metros no me apetecía nada. Y en el exterior , y siempre que hiciese buen tiempo, significaba otro gasto añadido. Total que decidimos buscar un sitio que a ser posible dispusiese de entretenimiento,posceremonia, para niños y mayores. Visitamos algunos, que te ofrecían el oro y el moro ( incluso una vuelta en avioneta) pero unos se salían tres veces del presupuesto y otros eran enormes, en fin un rollo.

Por fin, una amiga que lo celebró allí el año anterior, me recomendó FUENTEARCOS.  Desde la primera llamada telefónica para pedir información fueron la amabilidad personificada. Me mandaron un correo con toda la información . Fuimos a visitarlos de noche ( era invierno) y nos atendieron de maravilla. La segunda visita la hicimos un domingo por la mañana y pudimos ver unos jardines preciosos por los que puedes pasear a tu antojo. El sitio no es de los gigantes, y quizá por eso le gusto a mi hija. Pero sobre todo fue el trato recibido. Exquisito.

Después de luchar contra el vestido, que hay que buscarlo después de reyes y demás preparativos, que tienen tela marinera, llego el día. Amaneció nublado, fresco y con  amenaza de lluvia. Una pesadilla. Y aunque madrugues un montón , siempre se te hace tarde. Pero allí estaba, tu niña preciosa y feliz.

Cuando llegamos al restaurante, ya estaban todos. El metre y los camareros se habían encargado de todo. Solo esperaban nuestra llegada. Todo fue como la seda. La comida exquisita. Todos los invitados no hacían mas que elogiarla. Tienen un mero relleno con el que te chupas los dedos. La carne tiernisima.

En el jardín, había instalada una carpa para la actuación de los payasos, un castillo hinchable y un montón de columpios.

Después de dejar el salón puedes estar en el jardín, en unas mesas instaladas allí, donde puedes tomar unas copas, y música para bailar. Puedes estar hasta que se vayan los invitados.

Pero lo mejor de todo, insisto, fue el trato recibido desde que entramos por la puerta. Camareros, metre, personal, secretarias.Todos pendientes de ti y de tus necesidades, de que todo saliese bien. No nos preocupamos de nada. Con su ayuda hicieron que fuese un día perfecto.

Si tenéis que celebrar un evento, no lo dudéis, ir a conocerlo. Buscad en Internet y saldrá su pagina y como ir. Si tenéis alguna duda llamad por teléfono. A mi me atendieron en todo con instrucciones precisas de como llegar.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: