Juegos de rol, ¿qué son?

En 1974 Gary Gygax diseñó D&D el primer juego de rol comercial. Gygax era un jugador de juegos de guerra (Wargames) en los que se reproducían grandes batallas, históricas o ficticias, en las que cada bando estaba al mando de un ejercito. Inspirados en la mitología clásica, el romanticismo hacia la Edad Media y tomando como base las historias de Tolkien y otros escritores de fantasía, Gygax ideó un juego en el que los jugadores interpretaban a un solo persoanje, un héroe de leyenda que se enfrentaba a las fuerzas del mal, mientras que el director del juego era el encargado de proponer los desafíos a los que los héroes se enfrentaban. Los juegos de rol habían nacido.

Desde entonces los juegos de rol han ido evolucionando, cada vez más iban tomando un caracter narrativo similar al cuentacuentos. La historia tiene como protagonistas a los personajes que interpretan los jugadores y sus acciones cambian el curso de la narración. A diferencia de otros juegos, las partidas se suceden con continuidad, cada sesión de juego podría corresponder a un capítulo de un libro o a una sucesión de escenas en una película. Al final de cada sesión de juego, se obtiene experiencia, que sirve para mejorar y desarrollar las habilidades de nuestro personaje.


Jugadores y directores

Para que el juego se desarrolle tiene que haber un grupo de personas que puedan interpretar a los personajes y una, o más personas, que pongan en marcha la narración. En un juego de rol no hay ganadores ni perdedores, en el sentido estricto de la palabra, las dos partes de la moneda juegan en conjunto para divertirse y crear una historia, no se trata de derrotar a las huestes del director o eliminar a los personajes de los jugadores, en los juegos de rol gana quien cumple los objetivos de su personaje, es fiel a la interpretación del héroe al que encarna y se divierte viendo como evoluciona. De igual modo, los directores del juego ganan cuando las historias que tratan de narrar son divertidas, sumergen a los jugadores en sus roles y generan expectación para la próxima partida.

 

Tipos de juegos de rol

Aunque surgieron en el género de la fantasía y la épica, los juegos de rol se han extendido tanto que ahora se pueden encontrar este tipo de juegos en prácticamente todos los géneros. No es raro encontrar nuevas propuestas que ocupen un determinado nicho argumental.

La fantasía épica es el género mejor representado. Tenemos las 4 ediciones de Dragones y Mazmorras, a las que pronto habrá que sumar una 5ª edición de la que puedes encontrar una primera reseña aquí 5ª Edición . A D&D hay que sumarle sus clones y retroclones, juegos que han surgido con la adaptación o reedición de las reglas de ediciones pasadas, uno de los más populares es Pathfinder RPG, que usa la Open Game Licence de la 3ª edición para construir un juego dinámico y lleno de las aventuras clásicas de los juegos de rol fantásticos. Hackmaster, Runequest, Exalted, entre otros, son ejemplos de juegos de rol de temática fantástica.

Enmarcados en el mundo de lo sobrenatural y extraño tenemos a uno de los juegos de rol más populares de todos los tiempos. Mundo de Tinieblas, de White Wolf, es un juego de rol con juegos satélite. Surgió para dar cabida a Vampiro: la Mascarada, y se fue ampliando con Hombrelobo, Mago, Proyecto Crepúsculo, Changelling y Wraith. La ambientación de estos juegos suele ser moderna, basada en el mundo real pero con gran influencia sobrenatural. Los vampiros dominan en la sombra los gobiernos locales y dan forma a la historia humana, mientras que los hombres lobo permanecen en zonas aisladas, tratando de que los espíritus del mundo no sucumban ante la oscuridad. Su temática y ambiente suelen gustar más a los adultos y como los vampiros nunca pasan de moda, hay mucho por ver todavía.

Los juegos de rol de terror tienen su máximo exponente en dos juegos muy populares. La llamada de Cthulhu, juego de rol basado en la mitología creada por H.P. Lovecraft y sus colaboradores, nos lleva a un mundo de horror gótico gobernado por terrores cósmicos que desafían a la cordura de los protagonistas, que ven como no son más que vidas insignificantes ante una serie de poderosos dioses y sus cultos. La llamada de Cthulhu recrea de esta forma las investigaciones y luchas de los héroes de las  aventuras del escritor americano.Tomando referencias del género de terror más modernas nos encontramos con Kult, un juego de rol con un universo tomado de las novelas de Clive Barker, las pesadillas de John Carpenter y los misterios de Stephen King. Este juego de rol pone a personajes que podríamos encontrar en cualquier lugar y los expone a una verdad terrorífica, con mundos paralelos, seres de pesadilla y cultos abominables.

El género cyberpunk y el de la ciencia ficción también han tenido sus juegos de rol, al igual que la comedia, el drama o el manga. Cualquier temática puede ser representada por unas reglas que nos ayudarán a crear personajes dignos de una gran novela, película o comic.

 

 


Nomadic Lass nos muestra varios utensilios utilizados para un juego de rol

¿Qué necesitas para jugar?

Un grupo de amigos, los juegos de rol son juegos sociales. Se necesitan al menos 4 personas para poder jugar de manera divertida y en partidas especiales es posible reunir a decenas de personas para jugar. Así que lo mejor es tener a nuestros amigos cerca.

Las reglas, los juegos de rol tienen reglas para determinar el éxito de las acciones. Aunque lo importante suele ser contar una historia y desarrollar a un persoanje, las reglas nos proporcionan tensión y diversión, cada juego de rol tiene las suyas, que suelen venir en un libro.

Dados poliédricos, las reglas nos dicen como se calcula el triunfo y los dados nos dan los números aleatorios necesarios para calcular dichos números. Un juego de rol no está completo sin unos dados de múltiples caras que lanzar.

Material para escribir, ya que los personajes tienen una ficha que representa sus características físicas y mentales, su equipo y todo tipo de información relevante para el juego. Hay que escribir y borrar, por lo que siempre es mejor usar lápices.

Algo de picar y de beber, como en toda reunión de amigos no puede faltar comida y bebida para echar la tarde o la noche.

¿Qué no son los juegos de rol?

Llevados por el pánico al ver las ilustraciones de los manuales y libros de los juegos de rol, conservadores y religiosos de EEUU creyeron que los juegos de rol eran algo malo, la encarnación moderna de la brujería y lo diabólico. Pero esto no deja de ser una malinterpretación que los que ignoraban por completo los juegos de rol tomaron. En los inicios muchos manuales tenían en sus portadas dibujos de demonios, brujos o seres malignos, pero además contenían a héroes que luchaban contra estos seres, los jugadores sabían que lo que sus personajes hacían era luchar contra el mal. No había ritos satánicos, ni brujería, ni nada por el estilo, todo era una ficción inocente, sin más motivaciones que las de pasar un rato divertido.

También se ha proclamado, por parte de quienes no comprenden que son los juegos de rol, que la inmersión en un mundo ficticio puede llevar a desequilibrios mentales en los que los jugadores creen ser sus personajes. Es como decir que un actor se va a volver loco por tener que interpretar a personajes ficticios durante toda su carrera. Hay una línea entre la realidad y la ficción y los jugadores de rol, en general, no la cruzan.

 

 

Si te gustan las aventuras, tienes imaginación y quieres probar los juegos de rol, no dejes que los prejuicios de unos pocos te impidan disfrutar de todo lo bueno que tiene un RPG.

 

 

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: