IVA, gasolina, hipoteca, esto es una plaza de toros.

Como en una gran "plaza de toros"

corneándonos entre nosotros, así está la situación. Desde la barrera la clase política mira a ver que pasa, si hay mucha sangre se lanza al picador (gabinete de comunicación del gobierno) por orden, claro está, de los señores del palco presidencial, para amansarnos un poco. Entre los tendidos existe un murmullo comentando que tal nos han puesto las vanderillas, mientras ellos piden otro bocadillo, otra cervecita y se encienden un purito, claro está con el culo bien sentado en un buen "colchón económico" la bien llamada almohadilla, y como no, el empresario de las almohadillas es el primo de tal y pascual.

Ahora por si no era poco la gasolina alcanza sus máximos históricos, y precisamente pensando en el ciudadano, que está a punto de regresar de las vacaciones, pero no pasa nada por que con la subida del iva esta se olvidará pronto. Haber si encima de picarnos, ponernos las banderillas, humillarnos y demas tinglados, nos van a cortar las orejas y el rabo. Ya solo faltaba hacer oidos sordos a lo que está pasando y encima estar castrados (por obligación).

Cuando salimos por la puerta de chiqueros y la luz del sol nos cegó, teníamos brio, ganas, garra, energía y dábamos miedo, mientras nuestros ojos se acostumbraban a este resplandor se escuchaba en los tendidos "que presencia" "que porte" "que buena hechura" casi nos lo creemos, pero haber si sale bueno y humilla, si no, lo mandamos a casa con sus padres, pero eso si, pagando la hipoteca y sin vivir en tu casa, ya que la tienen los señores del palco presidencial.

La grandeza de todo esto es sencilla de entender, pasta todo lo que puedas, disfruta de tu semilibertad y defiende tu territorio.

Por cierto, no me gustan los toros... Bienvenidos al tendido del 21%.

 

 

 

Iva, gasolina, hipoteca, plaza de toros

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: