Al fin se va a perpetrar el insulto. Antena tres ha programado la emisión de la burla para el domingo 28 de febrero. Desde la cadena piden una oportunidad para valorar el espacio, lo venden como algo educativo, algo que nos va a hacer conocer a todos la situación que sufren muchos conciudadanos nuestros. Manifiestan no comprender por qué se critica desde Cáritas y otras diez organizaciones más algo que todavía no se ha emitido. No entienden que algunos pensemos que “Invisibles” jamás debería haberse gestado. La cadena se ampara en la libertad para exhibir con todo lujo de detalles cómo cinco acomodados personajes públicos se disfrazan cual carnaval de indigentes y pasan diez días compartiendo miserias con los sin techo. Yo, acogiéndome también a mi libertad para expresarme, expongo las razones que me motivan a abominar de lo que para mí es un ejemplo malvado y patético de tele basura.

1º No necesito que una cadena de televisión que, como las demás, se rige en base a los niveles de audiencia, me muestre una realidad que ya conozco y que desde lo poco que puedo y con lo poco que tengo, combato.

2º Antena tres, al igual que el resto de las cadenas, no está capacitada para dar clases de moral y ética a nadie. Basta con observar el nivel académico que ofrece en todos los programas que emite.

3º Cáritas y el resto de organizaciones benéficas (conviene destacar lo de benéficas) sí que saben cuál es la situación en la que mueren, que no viven, miles de personas en España. En consecuencia, si lo que querían era enseñarnos la pobreza desde dentro, lo único que tendrían que haber hecho era asesorarse por aquellos que pelean contra ella todos los días sin esperar recompensa ni beneficio (otra vez lo del beneficio) y haber preparado algún tipo de programa digno que mostrase el trabajo que realizan.

4º Hay mejores programas para copiar que estos que se regodean de la desgracia ajena. Ya que no queda imaginación en los que tienen que parir los espacios, podrían procurar fusilar otros más formativos, menos ofensivos.

5º El todo por la pasta que esgrimen las televisiones en España alcanza con esta demostración de insensibilidad su cúspide. Nunca deberían haberse ni tan siquiera planteado la realización. Aunque fuera sólo por la coyuntura económica que atravesamos casi todos.

6º Si de verdad deseaban luchar contra la mendicidad, Antena tres tiene los medios para hacerlo. Tantas campañas que promueve , que impulse una con este tema.

7º Ver a los cinco personajes jugando, porque esto es un juego cruel, a no tener dinero me resulta repugnante. No puedo evitar la sensación de asco y el rechazo que me produce tan sólo pensarlo.

8º Si lo que quieren es educarnos en la solidaridad, que empiecen por ellos mismos. Una sugerencia. Todo lo obtenido por los anunciantes cuando emitan el bodrio, que repercuta en la causa que dicen defender estos paladines de la bondad humana.

9º Burlarse de esta forma de la incuria del prójimo define a los responsables como seres sin escrúpulos ni principios. Cualquiera de los vagabundos que han usado y manejado a su gusto para estos programas tiene más categoría humana que todos los directivos de Antena tres juntos.

10º Al igual que ellos tienen la libertad para excretar su basura, yo tengo la libertad de elegir si quiero o no sufrirla, así como el derecho, desde el respeto y la educación, de manifestarles lo que no es más que mi opinión. Considero que han abusado de su posición y medios para a su vez abusar de personas que no tienen ni presente ni futuro.

Son diez razones que provocan mi repulsa hacia este deleznable espectáculo pero hay más. No pretendo, Dios me libre, que nadie comparta mi opinión. Esto no es un dogma de fe. Pero es que tengo una sensación de rabia, tristeza, vergüenza y enojo que si no lo digo, reviento.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: