Actualmente el hábito del ahorro es un concepto que pocas personas llevan a cabo, existe información en algunos países respecto a que solo entre un 30 a un 60% de la población, destinan una fracción de sus ingresos al ahorro. El ahorro se entiende como la proporción de los ingresos de una persona que no destina al gasto y tiene como finalidad su acumulación para un uso futuro, sea este para prevenir contingencias o para la realización de proyectos y emprendimientos.

Las necesidades imprevistas representan uno de los factores de mayor preocupación en la economía familiar, muchas personas gracias al ahorro han podido hacer frente a situaciones inesperadas o han logrado sueños que en condiciones normales no podrían haber realizado, como pagar la prima del auto o la casa soñada, realizar un viaje, obtener algún artículo que por sus características no puede adquirirse con el nivel de ingresos habituales etc.

¿Cómo crearse el hábito del ahorro?

Ciertamente en épocas de crisis y recesión económica resulta complicado destinar cantidades para el ahorro, debido principalmente a que la misma escasez obliga destinar todos los recursos obtenidos a las necesidades y otros conceptos prioritarios, sin embargo, es posible crearse el hábito de ahorrar, considerando algunas de las siguientes recomendaciones:

ü Realice un análisis detallado de todos sus gastos y determine los conceptos que podría disminuir o bien dejar de realizar.

ü Oblíguese a generar un excedente por modesto que sea este, recurra de ser necesario a la vieja práctica de ahorrar en el chanchito o puerquito.

ü Al cabo de un tiempo, revise los logros alcanzados, posiblemente se sorprenda de los resultados y esto lo motivará a crearse nuevas metas de ahorro.

¿Cómo invertir los ahorros?

Una vez que ha dado el gran paso de lograr un ahorro, debe elegir la forma más conveniente para invertirlos, considere los siguientes aspectos antes de decidir cómo y donde los invertirá:

ü Analice las opciones entre las múltiples instituciones de crédito, dando preferencia a aquellas que le ofrezcan el más alto rendimiento y le garanticen seguridad y confianza.

ü Si su objetivo es lograr pagar la prima de un automóvil o de una casa, la misma institución financiera le podrá ayudar a realizar su objetivo, incluso el hecho de contar con una cuenta de ahorros, le permitirá acceder con mayor facilidad a la obtención del crédito para adquirir la casa o el automóvil.

¿Qué beneficios se obtienen al ahorrar?

Más allá de la satisfacción de contar con un excedente de dinero que le permitirá invertirlo a su elección, existen otras razones para hacerlo:

ü Adquiere un mayor y mejor control de los gastos.

ü Le brinda satisfacción y sentido de tranquilidad el contar con una reserva.

ü Disminuye en forma drástica el pago de intereses, recargos, multas y sobretodo, reduce en una cantidad importante los gastos poco necesario o innecesarios.

ü Mejora su salud al disminuir el estrés por la incertidumbre y la impotencia de no poder controlar su situación financiera.

En materia de finanzas, el ahorro y el uso eficiente de los recursos constituyen las bases para el éxito y el crecimiento económico. Es importante meditar y tomar la decisión de incrementar o bien iniciar la práctica del ahorro, que sin lugar a dudas traerá en el corto, mediano y largo plazo importantes satisfacciones y beneficios personales.

El hábito del ahorro familiar, le ayuda a controlar su gasto e incrementar su inversión

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: