uno de los huevos de Fabergé

Los huevos de Fabergé son obras maestras de la orfebrería diseñadas y creadas por el joyero ruso Peter Carl Fabergé, quien fue el encargado de dirigir el taller de su padre ubicado en San Petersburgo, después de su fallecimiento, .

Los huevos de Fabergé son sesenta y nueve joyas fabricadas entre los años 1885 y 1917, Todo comenzó cuando en 1885 el zar Alejandro III pensó en regalar una joya especial y única a su esposa María Fiódorovna, con motivo de la celebración de la Pascua. Conocía el prestigio de Carl Fabergé y le contrató. El joyero le sugirió realizar un huevo de Pascua en el que colocaría dentro algún objeto que le hiciese sentir la cercanía de Dinamarca, patria de la emperatriz. Cuando Alejandro III se lo entregó y vio la alegría de la emperatriz, encargó a Carl Fabergé la fabricación de un huevo de Pascua todos los años en la misma fecha.

Los huevos de Fabergé fueron diseñados como deseo del emperador cada uno diferente y con distintas sorpresas en su interior. La cáscara era construida con metales como la plata, el oro o el platino que mezclaba y pulía para obtener distintos diseños que después adornaba con piedras preciosas en distintas partes. Para las sorpresas utilizaba todo tipo de objetos como flores, plantas, animales, retratos en miniatura del Zar y sus hijos e incluso una carroza real,

Los huevos de Fabergé son verdaderas joyas de arte con una originalidad única.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: