web hosting

Los tiempos cambian y se producen cambios, pero no siempre los proveedores de hosting están a la altura. Se puede dar el caso de que tengas la web en un hosting determinado, pero te estés dando cuenta de que ese proveedor ya no es el más adecuado para tus expectativas. Te está empezando a dar problemas, no se están haciendo actualizaciones e incluso puede que hayas llegado al 100% de su escalabilidad, y aún así no estés logrando los resultados que esperabas.

Esto evidentemente no te va a pasar en un web hosting de calidad, que realice mejoras de mantenimiento en sus servidores de manera periódica. Para averiguar si tu hosting se ha quedado obsoleto, tienes que averiguar si has llegado a alguna de estas situaciones.

1. Tu servidor hosting aún no usa discos SSD

Los discos SSD (unidades de estado sólido) son mucho más rápidos, resistentes, confiables y consumen mucha menos energía que los tradicionales discos HDD. Un buen servidor que se precie debe disponer de discos Solid State Drive. Con el tiempo este tipo de discos han ido bajando de precio, pero aún así permiten al servidor disponer de una arquitectura mucho más eficaz para el usuario. Si tu proveedor no te ofrece servidores con discos SSD, es probable que tengas problemas de velocidad.

2. No está actualizado a las últimas versiones PHP/MySQL/Apache

Lo ideal es que nuestro hosting venga actualizado para las últimas versiones LAMP (Linux, Apache, MySQL y PHP) y que el proveedor realice periódicamente tareas de mantenimiento. De no ser así, es posible que estemos trabajando con software antiguo y no actualizado, lo que no es recomendable. Un proveedor de hosting que no mantiene sus servidores actualizados generalmente será descuidado y poco fiable en otros aspectos.

3. Te da muchos problemas de conectividad

En ocasiones sólo Dios sabe la razón por la que un servidor se cae continuamente, ya que el soporte técnico no te da razones ni explicaciones de nada. Cuando esto ocurre, debido quizás a problemas de conectividad, bien a causa de que se esté utilizando un hardware deficiente o por problemas de conexión a Internet, hemos de tener muy claro que nuestro proveedor de hosting no nos está dando un buen servicio.

Es probable que el proveedor esté trabajando con servidores de un centro de datos que tiene contratados, pero la falta de una buena oferta, o una mala gestión de los mismos servidores por su sobreutilización, puede dar a entender que ese proveedor no da más de sí.

Cuando todo esto ocurre, lo más recomendable es pasarte a un hosting más moderno y eficaz, perteneciente a una buena marca, que te ofrezca garantías y fiabilidad.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: