Quizá entendiendo a los hombres infieles, haya más probabilidades de construir una relación fuerte o romper con ella sin culpa, buscando en la acción hacer lo mejor para ambos.

Entender a los HOMBRES INFIELES, aclara el panorama y te ayudará con tus acciones

Las razones  por las cuales existen HOMBRES INFIELES, pueden ser muchas y muy variadas. Todas tienen su fundamento en sus emociones o en sus creencias.

Te dejo aquí mi análisis en cuanto a mi propia experiencia, y también basado en mi observación y conversación con hombres infieles. Como lo mencioné anteriormente, pueden ser muchas las causas, al leer ésto, podrás hacer tu propia evaluación de tu caso, y decidir como quieres accionar.

Tres tipos de hombres infieles desde su ser intrínseco

Poderoso: Este estereotipo de hombres infieles es el más común de todos.

Está basado en la creencia de que sus cualidades de conquistador son geniales y por eso necesita ponerlas a prueba constantemente y mejorarlas. Se siente bien conquistando, le da poder. Puede estar muy ligado a una idea machista, pero interiormente, están enamorados de la figura de la mujer como hembra, no le importa si son altas, bajas, morenas, rubias, intelectual o rockera. No busca a un tipo determinado de mujer, ni le condiciona alguno. A menudo suelen seguir los pasos de algún familiar que les haya causado fascinación, un tío o un abuelo (maestros infieles)

Los hombres infieles de este encuadre, a pesar de lo que se cree, con frecuencia aman y mucho. Aman a su pareja y cuando los ponen entre la espada y la pared, aplacan por un tiempo su lado conquistador de otras tierras y deciden conquistar la propia. Una vez asegurado el terreno, es posible que vuelvan a sus andares. 

La infidelidad de los hombres infieles poderosos, es complicada ya que las soluciones definitivas son drásticas: La pareja de cansa de soportar su comportamiento y decide romper, rehaciendo su vida amorosa. Cuando la pareja perdona una y otra vez, tiene cabida un gran problema, ya sea de autoestima o si el dramatismo lo permite, masoquismo. Para continuar con una relación así, y que no lleve a la insanía mental o emocional, lo más recomendable para ambos es hacer terapia psicológica, solos y por separado. Amar a un infiel poderoso, es difícil y a veces te impide crecer como ser humano.

Moralista: Los hombres infieles que preservan la moral de su pareja

Estos hombres infieles son particulares y depende mucho de sus creencias, relacionan a su mujer con su propia madre y enaltecen su imagen como madre de sus hijos.

Ahora lo explico mejor. Estos INFIELES, lo son porque cuidan a su esposa de ciertas prácticas sexuales placenteras, debido a que las consideran inapropiadas para "una señora". No voy a entrar en muchos detalles, ustedes se imaginarán.

Los hombres infieles moralistas creen que hacen un bien, al no involucrar a sus parejas estables para satisfacer sus más bajos instintos. Es esta misma corriente de pensamiento que los lleva a creerse buenos esposos, ya que consideran la infidelidad, en este caso, necesaria. 

Estos son mucho más machistas que los anteriores, ya que se quedaron en una filosofía del siglo XIX, en donde la mujer que da placer es aquella a quien debe pagarse por sus servicios.

Si con una conversación sincera, esta forma de pensamiento no sale a la luz, es otro caso digno de terapia para salvar la relación.

Emocional: Hombres infieles que no se sienten comprendidos o contenidos (amados) por su pareja y encuentran esas cualidades en otra mujer.

Estos hombres infieles, lo son eventualmente, ya que aman a su pareja pero no se sienten amados. Hay comunicación escasa en la pareja, o, simplemente no se sienten amados porque no lo son. 

Este es el unico caso de infidelidad que puede no resultar crónico, y solucionarse con una charla sincera y abierta. También es el único caso que tiene su correspondiente en la infidelidad por parte de las mujeres.

Aunque muchas veces, los hombres infieles lo ocultan, también son seres sensibles, y en muchos casos, más aún que las mujeres. Es mucho más fácil para las mujeres empatizar con este tipo de infidelidad y en la mayoría de los casos, capaces de revertirla.

Los hombres infieles pueden ser controlados por su pareja

Como mujeres estamos acostumbradas a pensar que los hombres piensan como nosotras. Esto, lamentablemente es un error.

Generalmente, actúan por impulso, hasta en cosas cotidianas, porque su naturaleza de pensamiento es mucho más simple que la nuestra. Los hombres infieles, no piensan en el daño, ni en el sufrimiento ajeno. En momentos de infidelidad, solo piensan en esos momentos, en el aquí y ahora, en disfrutarlo.

Su mentalidad es simple, como la de los niños. Es por eso que comprenden una infidelidad cuando ellos mismos la sufren. 

Las mujeres no solo pensamos en el aquí y ahora, pensamos en el más allá, en el futuro, en el futuro alternativo, en el pasado y en realidad virtual. Así como también tenemos la capacidad de sostener y dirigir una relación de pareja para que sea exitosa, siempre y cuando el amor sea mutuo.

 

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: