fotografia

Walter Keane fue muy famoso en los años 60 gracias a los retratos que pintaba de mujeres y niños de grandes ojos que reflejaban cierta tristeza. Pese a que este tipo de pintura no era del gusto de los críticos de arte que no hablaban bien de este arte, los cuadros de Walter Keane se vendían a precios muy altos y llegó a tener una gran fortuna. Siempre mantuvo que se había inspirado en los niños de los años 40 en la Alemania de la Segunda Guerra Mundial mientras se encontraba estudiando arte.

fotografia

fotografia

Muchos años después se supo que quién realizaba las pinturas de los ojos grandes era Margaret a quién mantuvo encerrada en su estudio más de diez años. En 2014 Tim Burton rodó una película "Big Eyes" (Ojos Grandes) con Amy Adams y Christoph Walz, relatando la historia del matrimonio Keane. Walter Keane era un pintor que no tenía exíto con sus pinturas y se tuvo que dedicar a negocios inmobiliarios para poder sobrevivir instalándose en San Francisco y allí conoció a Margaret en una exposición de arte.

fotografia

Margaret estaba recién divorciada y tenía una hija por lo que estaba necesitada de protección iniciando los dos una relación que terminó en boda en 1955. Por estas mismas fechas los cuadros de los ojos grandes firmados por Keane comenzaron a tener popularidad. Tras descubrir que su marido se hacía pasar por autor de lo que ella pintaba tuvo que ceder con el engaño por la seguridad de su hija ya que se habían comprado una gran casa y vivían muy bien.

fotografia

Fue más tarde, cuando Walter se dió a la bebida y frecuentaba otras mujeres, sobre 1960 Margaret vio como además de mantener siempre el engaño y estar dilapidando la fortuna que ella generaba se decidió a pedir el divorcio. Durante un juicio el juez mandó que ambos realizaran un retrato de los ojos grandes para saber la verdad de quien era el autor de estas pinturas. Margaret pintó un niño de grandes ojos en pocos minutos mientras Walter se negó alegando una lesión en un hombro. El juez puso una indemnización importante para Margaret que Walter nunca pagó ya que ya había dilapidado la fortuna que ganó con el engaño.

fotografia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: